Daniel Ávila, salmantino del C.C. Cajamar, fue el más fuerte en el I Trofeo Virgen del Llano celebrado en la localidad palentina de Aguilar de Campoo, en la que era la penúltima prueba puntuable del Trofeo de Castilla y León para corredores cadetes y a la que acudieron 74 ciclistas procedentes además de Madrid y Cantabria.

El recorrido constaba de dos vueltas al circuito del Pantano de Aguilar, con salida y meta en la Ermita de la Virgen de Llano. El fuerte viento hizo que se rodara prácticamente en grupo hasta que en la última cota de montaña puntuable, situada a unos dos kilómetros de meta y tras recorrer los 60 km del circuito, se lanzó el ataque definitivo quedando en cabeza un grupo formado por 13 corredores que disputó un largo y disputado sprint en el que se impuso el corredor charro.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído