Tras el ascenso conseguido en una temporada casi inmaculada, el juvenil A de Unionistas busca la Regional este año. Así de claro se muestra su entrenador, Pablo, que no esconde que el objetivo es el ascenso. De momento, la temporada la comenzaron con un punto en el difícil campo del Hergar, otro de los aspirantes al ascenso, en palabras de Pablo.

Este fue el peor comienzo esperado para el juvenil A de Unionistas después de una pretemporada demasiado corta y movida para los intereses del conjunto. Apenas tres semanas y media de entrenamientos que han tenido que realizarse en tres campos diferentes como el Rosa Colorado, La Aldehuela y Nuevo Amatos. Incluso en la temporada tendrán que combinar dos de ellos. Lunes y miércoles será La Aldehuela el lugar de entrenamiento y el Rosa Colorado el viernes.

Precisamente en este último campo comenzarán jugando en casa aunque, según comenta Pablo, solo será en este partido ya que lo normal será La Aldehuela, un campo más acorde a lo que se quiere proponer desde la Dirección Técnica en función de unos jugadores rápidos arriba y de asociación en el medio. Con ello, los campos más amplios favorecen al juego de estos, donde puedan encontrar espacios.

De lo que sí da gracias es del punto conseguido pese a que, en la actualidad, haya más puntos flojos que fuertes, según comenta Pablo. Habrá tiempo para conseguir revertir la situación ya que el calendario les ofrece unas jornadas más tranquilas hasta pasada la diez. Y es que Pablo enumera los rivales para conseguir el ascenso en el propio Hergar Camelot, Guijuelo y Pizarrales B.

Los buscará con una plantilla joven pero que no deja de empujar en los encuentros. Hasta diez jugadores se mantienen de la temporada pasada y, de los nuevos, la mitad son de primer año en una categoría de tres, algo que no preocupa a Pablo. ?No miro la edad en Provincial porque un buen jugador suele competir mejor que alguien de tercer año. Al final cuatro jugadores de primer año terminaron el partido en el Neme?.

En ese partido consiguieron empatar en el 94, sin tiempo para casi nada más. Pablo llama suerte a este hecho que, sin embargo, se repitió en numerosas ocasiones la pasada temporada. ?Es una falta que la metes dentro y entre diez piernas tuyas y diez rivales puede darle cualquiera. La suerte está ahí pero el empuje que tiene el equipo sí que es algo de resaltar?.

La plantilla está formada por Tobal y Luis Manuel (porteros); Javi, Carballo, Néstor, Manuel, Ismael y Héctor Plaza (defensas); José Pascua, José Daniel, Pablo Hernández, Gonzalo, Álex Álvarez, Albertín, Salgado y Diego Crego (centrocampistas); Miguel Lerma, Segurado, Carlos Ramos y Javier Martín (delanteros); Pablo (entrenador), Diego Román (2º entrenador), Chemi (preparador físico); Diego Sánchez y Mónica (fisioterapeutas), Javier Sides (delegado).

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído