Aumentan los delitos sexuales en Salamanca con más de un 62% de las víctimas menores de edad

Al 42% de las víctimas de malos tratos se le deniega la protección, según Adavas, que ha tenido 865 intervenciones en el primer semestre de 2021, con 105 casos de violencia, 65 de género y 40 sexual

Violencia machista
Violencia machista

Continúa la tendencia creciente de los casos de violencia de género y sexual en Salamanca, que ya se dispararon en 2020, sobre todo durante el confinamiento por la pandemia del COVID-19. Un  21% más de intervenciones y un aumento de las víctimas de las violencias machistas recoge el balance de las actuaciones que ha realizado en el primer semestre de este 2021 Adavas Salamanca. Un balance en el que destaca que la mayoría de los delitos sexuales son contra menores y que un elevado porcentaje de las víctimas de violencia de género no tienen protección.

Si las intervenciones de la Asociación de Asistencia a Víctimas de Violencia Sexual y Violencia de Género de Salamanca (Adavas) se incrementaron un 71% durante los primeros seis meses de 2020 hasta alcanzar las 676 actuaciones de información, acogida e intervención, en lo que va de este 2021 ha realizado ya 180 más (865). Unas intervenciones que, debido a la pandemia, se han modificado, ya que 589 han sido por vía telefónica o por email.

105 casos de violencias machistas, 18 contra menores

Las actuaciones del servicio de acogida e intervención social con víctimas y familiares en situaciones de abuso sexual infantil, agresiones sexuales y violencia de género han derivado en la atención por parte de Adavas de 105 casos, de los que 65 han sido por violencia de género y 40 por violencia sexual.

Los casos de violencia de género siguen siendo mayoritarios (61,9%) con cinco víctimas más en este primer semestre de 2021 en relación al mismo periodo de 2020. Pero el incremento ha sido aún mayor (20%) en los casos de violencia sexual, con ocho víctimas más que el año anterior (32).

Catorce de estas víctimas de abuso sexual son menores, franja de edad donde además Adavas ha atendido otros cuatro casos por violencia de género.

Entre las víctimas con mayor vulnerabilidad atendidas por la asociación, se encuentran cinco mujeres mayores de 60 años, otras cinco con discapacidad física y dos con discapacidad física, contra las que se ha ejercido tanto violencia sexual como de género. A estas se añaden las 32 mujeres de origen extranjero.

Delitos sexuales

En cuanto a los delitos sexuales, Adavas constata que se repite la situación de años anteriores: en el 62,5% de los 40 casos, la víctima es menor de edad en el momento de sufrir la agresión o agresiones. En los casos restantes, el mayor porcentaje de edad se da entre los 18 y 35 años (73%).

En el 91% de los casos, el agresor es del entorno de las víctimas, ya sea la pareja (17,4%), familiares (39,1%), conocidos del entorno social (30,4%) y del entorno educativo cultural (13%).

La agresión fue reiterada en el tiempo en el 58% de los casos, y en cuatro de ellos, se produjo por parte de más de una persona.

En cuanto a los menores víctimas de abuso sexual, los 14 casos atendidos tenían edades comprendidas entre los tres y 16 años; 12 eran niñas. El abuso fue reiterado en el 25% de los casos. Los agresores eran todos del entorno de la víctima, ya sea familiar, educativo y social. Y en el 37,% de los casos, el agresor era también menor de edad.

Violencia de género

Aumenta el porcentaje de las mujeres víctimas de entre 18 y 35 años respecto a años anteriores (33,8% de los casos), aunque la mayoría de las afectadas (47,7%) tiene entre 36 y 55 años. Además, Adavas destaca el aumento de los casos de adolescentes que se han acercado al centro. Tanto las menores de 18 años, como las de 56 a 60 y las mayores de 60 representan, en cada caso, un 6,2% de las víctimas.

Un 35% procede del entorno rural y más de la mitad de las víctimas tiene hijos a cargo. 

Las personas atendidas en situación de vulnerabilidad se duplican

Adavas además ofrece información jurídica sobre todos los aspectos que afecten a la víctima y asistencia letrada en caso de interposición de denuncia desde el inicio hasta el final del procedimiento judicial.

En el primer semestre de 2021, la asociación ha atendido a 56 víctimas, el 67,9% de malos tratos y el 32,1% por delitos sexuales. Dentro de ellos, hay que destacar que las personas atendidas en situación de especial vulnerabilidad (discapacidad, extranjerías, edad avanzada, situación económica precaria…) se han duplicado respecto al mismo periodo de 2020, pasando de 13 a 25.

El servicio jurídico ha realizado 224 asesorías, 132 gestiones, interpuso 16 recursos y se personó en 17 ocasiones (las personaciones en delitos sexuales aumentan en diez).

El 58% de las personas atendidas denuncia la situación de violencia machista, lo cual supone un aumento del 10% respecto a 2020, por lo que Adavas concluye que las mujeres, después del confinamiento por la pandemia, se han decidido a denunciar en mayor medida. Han sido archivados dos casos, uno por malos tratos y otro por delitos sexuales. En ambos, por imposibilidad de probar los hechos denunciados.

Adavas destaca que solo en el 58% de los casos se otorga protección/medida cautelar de protección, descendiendo un 10% la protección respecto a 2020. Es decir, el 42% de las personas que se deciden a denunciar, no cuentan con protección alguna, "un porcentaje bastante elevado y que conlleva para las víctimas una sensación de indefensión y desconfianza a la hora de denunciar la violencia que padecen", afirma Adavas. Una situación preocupante para la asociación que además destaca que "rompe así con la falsa creencia generalizada de que a toda mujer que interpone denuncia por violencia de género se le concede una orden de protección".

Por este motivo, desde el servicio jurídico de Adavas se insta a que "se deberíán realizar valoraciones adecuadas del riesgo, dotándose de mecanismos eficaces para ello, seleccionar a funcionariado dentro de la Administración de Justicia que cuente con formación especializada en la materia y más Juzgados especializados, con presencia de Ministerio Fiscal en las declaraciones de las víctimas en sede judicial, entre otras medidas".

Adavas también pide que se valoren "de manera minuciosa los casos en los que procede la suspensión e incluso la privación de la patria potestad de padres maltratadores y, desde luego, controlar los regímenes de visita que se otorgan a estos respecto de los hijos/as que tienen en común con la víctima, porque, como sabemos, en múltiples ocasiones los/las utilizan para seguir controlando y maltratando a la que fuera su pareja (violencia vicaria)". Una cuestión que la asociación lleva denunciando públicamente desde siempre, "nos resulta obvio que un maltratador nunca puede ser un buen padre".

También consideran fundamental que exista una formación en género y especializada de todos los agentes profesionales y sociales que atienden a las víctimas, "para lograr una mayor sensibilización en el entendimiento de esta problemática y se pueda romper con muchos estereotipos que aún nos seguimos encontrando en la práctica, incluso en resoluciones".

En cuanto a los delitos sexuales, en el 77% de los casos sí se otorga protección (igual que en 2020), un porcentaje mucho más elevado que en malos tratos/violencia de género.

Adavas ha incorporado el asesoramiento por medios telemáticos, que se inició con la situación de confinamiento por la pandemia en 2020, lo que le ofrece a las personas usuarias una mayor comodidad y seguridad.

Las denuncias interpuestas han aumentado en este primer semestre de 2021 un 6% respecto al mismo periodo de 2020, “quizás por no existir ya las medidas de confinamiento y de restricción de movilidad que ha supuesto la situación de pandemia”.

Asesoramiento, Orientación y Tratamiento Psicológico

En su Servicio de Asesoramiento, Orientación y Tratamiento Psicológico, Adavas les ayuda a afrontar la situación que han padecido juntamente con otros objetivos relacionados con el aspecto emocional como reforzar su autoestima y su seguridad en sí mismas entre otros. En este primer trimestre han trabajado con 33 víctimas de violencia de género -la violencia es psicológica en el 69% de los casos-, nueve de abuso sexual y cinco de agresión sexual.

 Adavas además cuenta con un Servicio de Musicoterapia para niñas y niños, cuyo objetivo es dar la oportunidad para procesar el abuso sexual o maltrato que han experimentado o presenciado (violencia de género en el hogar) y minimizar el impacto del trauma a través de técnicas musicoterapéuticas. Ha atendido a diez menores en 55 sesiones.

También se realizan sesiones grupales en los Talleres Emotimusic 'Educación emocional para los buenos tratos', para ayudar a las madres a través de sesiones informativas, de supervisión y seguimiento con el fin de fortalecer los vínculos materno-filiales. Adavas ha realizado en lo que va de 2021 un total de 49 sesiones con las madres.

 

 

 

 

SEDE: C/ Corral de Villaverde 1, 5º B 37002 SALAMANCA Horario general de atención: de lunes a viernes de 10-14 h. Teléfonos: 923 260 599___Urgencias: 609 835 336 Email: adavas@gmail.com Web: https://adavas-salamanca.org/

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído