Castilla y León invierte más de 1.600 euros por cada persona dependiente

La aportación del Estado a la Dependencia en 2020 fue la más baja de la historia

EP

6 Comentarios

Una persona en silla de ruedas
Una persona en silla de ruedas

La aportación del Estado al Sistema de Atención a la Dependencia en 2020 fue de 1.309 millones de euros, que supone un 15,6% del total y que, según ha denunciado la Asociación Estatal de Directores y Gerentes de Servicios Sociales, se trata del valor más bajo de la historia de la Ley de Dependencia, que se puso en marcha en 2007.

A pesar de que este texto recoge que Administración central y CCAA deben repartirse al 50% la financiación de estos servicios, el año pasado las autonomías aportaron el 84,4% del dinero destinado a este fin. En concreto, 7.517 millones de euros de los 8.907 millones totales que recibió la Dependencia.

Este porcentaje aportado por las CCAA supone un 4,13% más de gasto que el que estas aportaron al sistema en 2019. En este sentido, los directores y gerentes de Servicios Sociales han explicado que la financiación estatal "se estancó tras los recortes de 2012" hasta llegar a los valores actuales que, ha insistido, son los "más bajos de la historia de la aplicación de la Ley de Dependencia".

"Es obvio que en el año del Covid-19 alguien ha considerado otras prioridades", ha lamentado la entidad, quuen ha denunciado, además, como "crucial" la "acusada desigualdad territorial" que existe en el país en esta materia.

LAS QUE MÁS INVIERTEN: PAÍS VASCO Y EXTREMADURA

Así, ha explicado que, las comunidades que más invierten en dependencia por persona potencialmente dependiente y año son: País Vasco (2.552 euros), Extremadura (2.058 euros), Navarra (1.719 euros) y Castilla y León (1.634 euros). Por el contrario, las que menos son Galicia (868 euros), Canarias (968 euros), Asturias (1.051 euros) y Cantabria (1.193 euros).

En este sentido, indican que cuatro comunidades han disminuido su gasto anual en Dependencia en 2020, con respecto a los datos recogidos en 2019, que son Cantabria, Comunidad de Madrid, Castilla-La Mancha y La Rioja.

Además, han explicado que, en varias comunidades el porcentaje de
incremento del gasto es inferior al porcentaje de incremento del número de personas beneficiarias atendidas. Tal y como apuntan los directores y gerentes de Servicios Sociales, el gasto medio por persona beneficiaria durante 2020 ascendió a 7.991 euros.

Sin embargo, apunta, también se aprecian grandes diferencias entre unas comunidades autónomas y otras. En este caso, la comunidad autónoma que destinó la mayor cantidad económica en atención por persona beneficiaria fue el País Vasco con 12.480 euros anuales. "Esta cantidad prácticamente duplica el gasto de la comunidad que menos gasto invirtió por beneficiario, que fue Andalucía con 6.251
euros anuales", apunta.

AUMENTO DE LOS PGE EN 2021

La asociación señala que, el resultado final de 2020, es que fallecieron 55.487 personas en las listas de espera de la dependencia: 21.005 personas pendientes de resolución de grado de dependencia y 34.370 sin haber podido ejercer sus derechos derivados de la condición de persona en situación de dependencia.

Tras estas cifras, los directores y gerentes de Servicios Sociales han destacado "positivamente" un aspecto: el incremento de la partida destinada a la Dependencia en los Presupuestos Generales del Estado para 2021 en 623 millones de euros, una medida que, apuntan, cumple con "uno de los cinco puntos del Pacto de Estado por la Dependencia". "Esperamos el mismo incremento en los presupuestos de 2022", ha concluido.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído