Dani Llanos triplicaba la tasa de alcoholemia, tipificado como delito, cuando fue parado por la Policía al ir de lado a lado con su coche y estar a punto de chocar con otros vehículos

El concejal de Fomento del Ayuntamiento de Salamanca no fue parado en un control de la Policía Local como ha asegurado él en las redes sociales, fue sorprendido por una patrulla cuando este iba zigzagueando con su coche

Dani Llanos triplicaba la tasa de alcoholemia, tipificado como delito, cuando fue parado por la Policía al ir de lado a lado con su coche y estar a punto de chocar con otros vehículos
Dani Llanos triplicaba la tasa de alcoholemia, tipificado como delito, cuando fue parado por la Policía al ir de lado a lado con su coche y estar a punto de chocar con otros vehículos

Todas aquellas personas que superen la tasa de alcoholemia de 0,60 mg/l mientras conducen "Serán castigadas con la pena de prisión de tres a seis meses o con la de multa de seis a doce meses o con la de trabajos en beneficio de la comunidad de treinta y uno a noventa días, y, en cualquier caso, con la de privación del derecho a conducir vehículos a motor y ciclomotores por tiempo superior a uno y hasta cuatro años". Está tipificado en el artículo 379.2 del Código Penal por ser considerado un delito contra la seguridad vial el conducir bajo la influencia de bebidas alcohólicas con tasa de alcohol en aire espirado superior a 0,60 miligramos por litro.

Esta puede ser la sanción o pena (categorizada en el Código Penal como menos grave, dentro de las tres categorías: grave, menos grave y leve) a la que se enfrente el concejal de Fomento del Ayuntamiento de Salamanca, Dani Llanos, al ser sorprendido por una patrulla de la Policía Local y triplicar en las dos pruebas que se le realizaron el mínimo establecido por la Ley, es decir, 0,25 mg/l. De hecho, según ha podido saber SALAMANCA24HORAS.COM, en el primer control realizado por Atestados arrojó un resultado positivo de 0,77 mg/l y 0,74 mg/l en el segundo, por lo que puede ser considerado como autor de un presunto delito contra la seguridad vial.

Sin embargo, lejos de lo que ha apuntado en sus redes sociales el concejal, fruto de un ejercicio de “transparencia”, no ha dado positivo en un control “sin mayores consecuencias”, puesto que no solo puede ser responsable de un delito, como ya se ha mencionado, sino que estos actos suponen un grave peligro para el resto de ciudadanos y quien sabe si gracias a la intervención de la Policía Local se ha podido salvar un mal mayor.

De hecho, ese "ejercicio de transparencia" ha llegado una vez que SALAMANCA24HORAS.COM ha publicado la noticia después de ponerse en contacto con el Ayuntamiento de Salamanca para conocer la información de estos hechos.

WhatsApp Image 2021 05 14 at 11.12.15

Lo cierto es que, según ha podido confirmar este medio de comunicación y que viene recogido en el informe policial, Dani Llanos conducía por las calles del centro de Salamanca a las 00:45 horas de la madrugada de este jueves, haciendo ‘eses’ con su vehículo y cambiando de carril sin sentido.

Afortunadamente, por poder haber evitado consecuencias mayores, una patrulla de la Policía Local de Salamanca observó como el turismo conducía de una forma irregular, demostrando que estaba con síntomas evidentes de hacerlo bajo influencia de bebidas alcohólicas.

Dani Llanos iba zigzagueando con su coche, y cambiando de carril sin motivo aparente. Esta conducción la realizó desde la calle Crespo Rascón hacia la plaza de la Fuente, pasando antes de llegar a esta por la calle Peña Primera. En este recorrido, los agentes pudieron comprobar como el vehículo estuvo a punto de colisionar contra otros turismos que estaban estacionados en la vía, por lo que decidieron interceptarlo en el paseo de Carmelitas.

Una vez detuvieron el vehículo requirieron la presencia del equipo de Atestados para realizar las pruebas pertinentes, puesto que, pudieron comprobar que el estado del concejal de Fomento del Ayuntamiento de Salamanca estaba claramente bajo la influencia del alcohol, al presentar síntomas y un comportamiento que permitían “razonablemente” presumir que había conducido bajo la influencia de bebidas alcohólicas.

Como es habitual para todos los conductores, se le realizó dos pruebas de alcoholemia. En la primera arrojó un resultado positivo de 0,77 mg/l mientras que en la segunda dio 0,74 mg/l, triplicando de esta forma la tasa permitida. Por este motivo, fue identificado y se inmovilizó su vehículo, atribuyéndosele un presunto delito contra la seguridad vial.

Por el momento, el equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Salamanca no se ha pronunciado sobre estos hechos. Tampoco se ha hecho público si el concejal va a dimitir o ser cesado, aunque cabe recordar que ese mismo destino cumplieron otros políticos de diferente signo al encontrarse en esta misma situación.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído