¿Qué dice la Ley del Juego?

Los medios de comunicación y los equipos de fútbol podrán seguir realizando anuncios y llevando patrocinadores, aunque los mensajes no deben ser ni agresivos ni promover el juego compulsivo. Adiós a las caras famosas en la publicidad

 CASAS DE APUESTAS (20 02 2020)1
CASAS DE APUESTAS (20 02 2020)1

Apenas ha pasado poco más de una semana desde que el ministro de Consumo, Alberto Garzón, presentara el Decreto-Ley del Gobierno que regulará el juego y las voces críticas no se han hecho esperar. Pese a que todavía tiene que desarrollarse de manera más completa y aprobarse -se prevé que en septiembre entre en vigor, según las últimas informaciones-, no pocos han sido los colectivos -tanto en contra como a favor del juego- que han anunciado que presentarán alegaciones. Pero, ¿qué dice la Ley del Juego?

Un paquete de 100 medidas que no prohíbe la publicidad pero la restringe

Alberto Garzón afirmaba que la nueva ley “cambiará la publicidad del juego tal y como la conocemos hoy en día” -hasta la ONCE se verá afectada-. Esta regulación, primera en la historia de este sector, consta de un paquete de 100 medidas que no prohíbe la publicidad como tal, pero sí la restringe, algo parecido a lo que se hizo primero con el alcohol y luego con el tabaco.

Para empezar, los famosos no podrán anunciar casas de apuestas ni juegos de azar. El objetivo de esto es no relacionar modelos de éxito con las apuestas. Además, los anuncios deberán ser neutros, sin apelar al juego ni contener mensajes agresivos que fomenten el juego -compulsivo o responsable-. Igualmente, los bonos de fidelización -que quedan limitados a 100 euros- tampoco se podrán anunciar.

Estas restricciones se aplicarán a “toda la publicidad” del juego sin importar “soporte, medio u horario”. Sí que se prohíbe de manera total en las páginas dirigidas a menores y tampoco podrán incluirse en los banners publicitarios “invasivos” -que saltan nada más abrir la página-. En lo que a televisión y radio respecta, el horario de emisión de los anuncios deberá ser entre la 1 las 5 horas d ella madrugada. Pero, y como dice el refranero español, 'hecha la ley, hecha la trampa'.

En los eventos deportivos y horarios de máxima audiencia se podrán emitir desde las 20 horas

Porque en los eventos deportivos que se retransmitan -tanto en radio como televisión- se podrán anunciar las casas de apuestas y los juegos de azar desde las 20 horas -en Canarias, desde las 19 horas-. Esta publicidad sí está sujeta a las restricciones de contenido anteriormente comentadas, como no incitar al juego o asimilarlo al éxito.

En lo que a patrocinio deportivo se refiere, las casas de apuestas podrán seguir apareciendo en las camisetas de los equipos de fútbol y en las vallas publicitarias, aunque estas están sujetas al horario ya mencionado. Y la publicidad de casas de apuestas no podrán aparecer en las camisetas destinadas a los menores -las que se comercialicen en tallas pequeñas-. Tampoco podrán dar nombre a los equipos deportivos -como ocurre ahora mismo, por ejemplo, con el Retabet Basket Bilbao-.

Otros espacios como los cines, tampoco podrán llevar publicidad de apuestas, así como en las vallas publicitarias de las calles -aunque esto queda a disposición de las comunidades autónomas y su reglamentación-. Estas dos medidas van destinadas a proteger a los menores de edad, principal nicho de edad que han trabajado desde el Ministerio.

El anuncio de la Lotería de Navidad deberá ser diferente

No sólo la ONCE se verá afectada por esta nueva regulación. También Loterías y Apuestas del Estado y, por ende, la Lotería de Navidad. El anuncio de este sorteo era uno de los más esperados del otoño, y siempre se esperaba que tocase la fibra de las personas -como ha hecho en los últimos años-. Pues bien, debido a la nueva Ley del Juego, el contenido de dicho anuncio deberá ser “diferente”, porque no se podrá apelar a esa emoción o al hecho de conseguir dinero.



Sobre las redes sociales, desde el Ministerio de Consumo se pretende que las mismas tengan mecanismos de vigilancia para evitar que la publicidad de casas de apuestas no lleguen a los menores y que tampoco los anuncios los realicen los influencers. En caso de que alguna persona con miles de seguidores infrinja la ley se estudiará el caso "en función de sus seguidores y el impacto en su público".

Las sanciones podrían ir desde los 100.000 hasta el millón de euros, pero incluso podrían aumentar hasta los 50 millones de euros si existe la reincidencia. Unas sanciones que, aunque parezcan nuevas, están reflejadas en la Ley del Juego de 2011, si bien ahora se desarrollarán con más vehemencia en el nuevo Decreto-Ley.

Todas estas medidas son algunas de las que recoge el anteproyecto de Ley. Todavía quedan muchos meses de trabajo por delante hasta que se apruebe, por lo que podría estar sujeto a modificaciones. Lo que sí es, como destacó Garzón, el primero de los pasos a dar para regular el sector de las apuestas.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído