​A la espera de los nuevos ‘puntos negros’, Salamanca es la segunda provincia con mayor número de Castilla y León

La DGT no realiza ningún estudio al respecto desde 2014 ya que está cambiando su metodología. Entonces, la provincia charra contaba con cuatro puntos negros, ‘sólo’ superada por Valladolid en toda Castilla y León

 1405599
1405599

En el 2004, la Dirección General de Tráfico creó los ?puntos negros?, aquellos tramos de carretera en los que, durante un año natural, se producían más de tres accidentes. La separación máxima entre dichos sucesos no podía exceder los 100 metros, si bien el ?punto negro? podía aumentar su longitud.

Sin embargo, desde 2014, la DGT no realiza ningún estudio sobre ?puntos negros?. Y no es que hayan desaparecido, sino que desde la institución se decidió cambiar la metodología para ajustarla más a la realidad, ya que el anterior criterio (tres accidentes en un tramo de 100 metros en un año natural) dejaba mucho peso a la aleatoriedad y no tenía en cuenta la gravedad del accidente.

Así, hace cuatro años se decidió cambiar el sistema para determinar cuáles son los ?puntos negros? de las carreteras españolas. El Ministerio del Interior decidió que, en vez de puntos, sean tramos los que se dictaminen como peligrosos y, para ello, se utilizará la metodología del Programa Internacional de Evaluación de Carreteras iRAP (International Road Assesment Programme) para el análisis y la evaluación de la red de carreteras.

Concretamente, los resultados los otorgará el programa de investigación EuroRAP (en el que también participa el RACE) y que fue creado en 2006. A diferencia de los clásicos ?puntos negros?, esta metodología analiza un período de tres años e identifica tanto la gravedad de los accidentes como a los usuarios más vulnerables, entre los que se encuentran motocicletas y vehículos pesados.

Además, también analiza los tramos según criterio de homogeneidad, en función del tipo de vía, si son tramos de calzada única o separadas o según el número de cruces e intersecciones que presenta.

Así, según informó la DGT en su ?Balance de Seguridad Vial 2017?, dicho año fue en el que la institución ha sido admitida como miembro del consorcio EuroRap y, por tanto, ya se están evaluando los primeros tramos piloto con su metodología, por lo que pronto se podrían conocer los primeros resultados.

Salamanca, cuatro puntos negros con la vieja metodología

Así, en el informe de 2014 se puede ver que Salamanca, con cuatro (todos en el radio de la capital o sus municipios colindantes), es la segunda provincia de toda Castilla y León que más ?puntos negros? posee, ?sólo superada con Valladolid?, que tiene cinco. La lista la completarían Ávila, Segovia y León, con dos; Burgos, con uno; y Palencia, Soria y Zamora, sin ?puntos negros?.

Así, los puntos negros que encontramos en Salamanca son el tramo de la N-620 que une la capital con Castellanos de Moriscos a la altura del polígono industrial; la A-62 en el kilómetro 244, es decir, el desvío de la autovía a la rotonda de Buenos Aires; la rotonda propiamente dicha y su salida dirección Salamanca centro; y la rotonda de E.Leclerc y su salida en dirección a la circunvalación hacia la A-66, siendo este último el tramo de mayor distancia (300 metros).

Sin embargo, se puede observar que ninguno de los accidentes mortales que hasta la fecha se han producido durante el 2018 no han tenido lugar en ninguno de esos puntos negros, como tampoco ocurriese el pasado año.

El fallecimiento más cercano a cualquiera de esos cuatro puntos este año fue el ocurrido en la A-66 junto a la glorieta de Buenos Aires, cuando una grúa impactó contra un camión, perdiendo la vida el conductor del primer vehículo.

En el siguiente mapa de la RACE se pueden consultar dónde se sitúan los puntos negros según el último estudio de la DGT tanto en Salamanca como en el resto de España.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído