Estos son los beneficios que tiene el subir las escaleras y no utilizar el ascensor

Pese a que la segunda opción implica más comodidad, la primera nos ayuda a añadir pasos adicionales a nuestro día a día y a mejorar nuestra condición física

0 Comentarios

Coger el ascensor es cómodo. Muy cómodo. A día de hoy, son pocas las personas que prefieren hacer uso de las escaleras cuando disponen de él. Pero la realidad es que la opción de subirlas es la que más nos ayuda, ya que, con ella, añadimos pasos adicionales a nuestro día a día y mejoramos nuestra condición física. Así mismo lo ha asegurado la Organización Mundial de la Salud (OMS), que ha determinado que, en los adultos, es aconsejable tener entre 150 y 300 minutos de actividad aeróbica moderada a la semana (o 75 y 150 minutos de actividad intensa).

Tal y como publica un artículo de eldiario.es, la mayoría de las personas tenemos la mejor de las herramientas para conseguirlo sin tener que pasar por la opción del gimnasio, al que probablemente no acudiremos con la frecuencia necesaria porque nos requiere dedicación y tiempo. Es por eso por lo que la OMS ha recordado que es importante saber que no son necesarios muchos esfuerzos para llegar a lo se aconseja, ya que los niveles de actividad salutíferos se pueden conseguir fácilmente con un mayor uso de las escaleras.

Subir escaleras reduce el sedentarismo, que en España afecta a un 36,4% de personas mayores de 15 años y que tienen un mayor riesgo de obesidad, diabetes y enfermedades cardíacas, entre otros problemas de salud. Uno de los principales beneficios de subir los peldaños es que es una actividad que aumenta el gasto energético y que ayuda a quemar calorías. De hecho, según la OMS, subir dos pisos cada día equivale a perder 2,7 kilos de peso al año. Con ello, también se mejora la capacidad pulmonar, se mejora la salud cardíaca, se fortalecen los músculos y se controla el azúcar en sangre.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído