Ideas sencillas para alimentarse bien durante la jornada laboral

ntes de que estallara la pandemia, lo usual era comer en la oficina, para lo que nos llevábamos un tuper o comíamos un menú del día en el bar de abajo. Hoy, con el teletrabajo, muchas personas han tenido que adaptar su casa a la oficina y reorientar la organización del día a día

EP

0 Comentarios

Ideas sencillas para alimentarse bien durante la jornada laboral
Ideas sencillas para alimentarse bien durante la jornada laboral

Tener una adecuada alimentación es crucial a la hora de sentirse sano, vital y energético para hacer frente al día a día. También ocurre esto en el terreno laboral pues esta influye directamente a la productividad. En este sentido, es importante que los líderes de las compañías promuevan hábitos alimenticios saludables, con el fin de estimular el bienestar y la salud de sus empleados.

Bien es cierto que los tiempos han cambiado. Antes de que estallara la pandemia, lo usual era comer en la oficina, para lo que nos llevábamos un tuper o comíamos un menú del día en el bar de abajo. Hoy, con el teletrabajo, muchas personas han tenido que adaptar su casa a la oficina y reorientar la organización del día a día. Sea como sea, te contamos algunos trucos para organizar tus menús, de manera que te asegures de tener una alimentación óptima todos los días de la semana y ahorres tiempo, ese tan valioso que muchas veces nos falta:

Elabora un menú semanal: La planificación es esencial si queremos llevar una dieta equilibrada. Si no lo hacemos nos encontramos con el problema de no saber qué comer y caemos en el error de optar por lo más rápido y fácil, que normalmente suele coincidir con lo menos saludable. La clave está en repartir las verduras, proteínas, carbohidratos y legumbres, según los gustos y preferencias, y tratar de hacer un menú lo más completo y variado posible, y no comer dos días lo mismo para no terminar aburriéndonos.

Realiza un batch cooking un día a la semana: El truco consiste en dedicar un día, generalmente los domingos, para preparar los platos y que no nos quite tiempo de lunes a viernes. Un buen consejo es guisar todos los acompañamientos, ya sean menestras o cremas de verdura, arroz o salsas, que siempre nos sacarán de un apuro. También llamado meal prep, esta opción es estupenda para planificar los menús semanales y evitar caer en tentaciones poco saludables.

Haz varias comidas al día: Es importante que no nos saltemos ninguna comida ya que, si lo hacemos, llegamos a la cena con un hambre atroz y devoramos lo primero que encontramos en la nevera, además de comer más cantidad de la que debemos. Por ello, es importante comer bien al mediodía, añadiendo a nuestra dieta alimentos saciantes como el aguacate o el aceite de oliva virgen extra, que aportan grasas buenas a nuestro organismo.

Opta por snacks saludables para picar entre horas: Hemos de tener en cuenta la importancia de hacer descansos y aprovechar para picar algo entre horas. Existen muchas opciones para quitarnos el gusanillo y controlar el hambre, como pueden ser los frutos secos, hummus con zanahorias... Todos ellos ayudarán a sentirnos saciados y no pensar continuamente en las horas que faltan para la próxima comida.

Dedica tiempo a tus comidas: Es vital que dediquemos un momento a disfrutar de la comida. Muchas veces, el ritmo acelerado de vida que llevamos no nos permite disfrutar plenamente de la comida, ingerimos a toda velocidad y no disponemos ni de segundos para saborearla. Los expertos aconsejan dedicar a la comida al menos 30 minutos y masticar entre 5 y 10 veces el alimento, siendo consciente de cómo nos estamos alimentando.


Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído