Igea explica que la Junta va a “esperar a ver el impacto del levantamiento del estado de alarma” para tomar nuevas decisiones sobre la pandemia

“Hemos quedado en ver si lo sucedidos estos días afecta la asistencia sanitaria y a los ingresos”, ha dicho el vicepresidente

Los bares de Salamanca se beneficiarán de los 7,5 millones en ayudas que la Junta abonará a partir de la próxima semana
Los bares de Salamanca se beneficiarán de los 7,5 millones en ayudas que la Junta abonará a partir de la próxima semana

El vicepresidente y portavoz de la Junta de Castilla y León, Francisco Igea, ha explciado que el Gobierno regional esperará “a ver el impacto del levantamiento del toque de queda y del estado de alarma” para tomar nuevas decisiones respecto a la pandemia del COVID-19. “Hemos quedado en ver si lo sucedido estos días afecta a la asistencia sanitaria y a los ingresos”, ha dicho Igea.

Así, el Consejo de Gobierno que se celebre el jueves de la próxima semana, día 20 de mayo, analizará la posibilidad de alcanzar un nuevo acuerdo que contemple una variación en los criterios a seguir, “siempre teniendo en cuenta que lo primordial es salvar vidas, evitar el colapso sanitario y conseguir la reactivación de la actividad lo más rápidamente y de forma segura posible”, ha indicado el representante de la institución.

Igea ha reconocido que en la Junta les preocupa lo sucedido el pasado fin de semana, coincidiendo con el momento en el que decayó el estado de alarma y multitud de personas se lanzaron a la calle y se ha referido al “caos legislativo” en el que el Gobierno de España ha dejado al país. “Es un desbarajuste que debería haberse evitado”, ha dicho. Además, ha indicado que hay hospitales en Castilla y Léon en los que, actualmete, más del 50 por ciento de los ingresados en UCI tienen menos de 60 años y ha insistido en su preocupación sobre lo que pueda suceder en los próximos diez días.

No obstante, el portavoz de la Junta ha recordado la decisión que tomó el Tribunal Superior de Justicia de Castilla y Léon el pasado mes de octubre respecto al adelanto del toque de queda en la Comunidad, y ha explicado que esperarán a los recursos de otras comunidades autónomas, si los hay, y a ver cómo se resuelven, antes de tomar ninguna decisión en este sentido.

Francisco Igea ha explicado que el umbral de 150 casos de incidencia del virus por cada 100.000 habitantes es una de las cuestiones que se plantean modificar la próxima semana. “Puede que le demos más peso a la saturación hospitalaria, a otros asuntos, o puede que cambiemos ese parámetro numérico. Estamos razonablemente optimistas a pesar del caos del fin de semana”, ha declarado.


Vuelta del ocio nocturno

Cuestionado acerca de la posibilidad de la apertura próxima de los locales de ocio nocturno de Castilla y Léon, Francisco Igea se ha referido al “semáforo” como protocolo de apertura para todas las actividades. Según este indicador, este tipo de negocios permanecerán cerrados mientras no se alcance la situación de normalidad, ya que en todos los niveles, del 1 al 4, está previsto su cierre.

Sin embargo, el horario de los establecimeintos de hostelería sí podría modificarse próximamente, ya que Igea ha indicado que “no tienen sentido” algunas limitaciones cuando no hay toque de queda, porque se desplazan al interior de los hogares algunas actividades que no pueden realizarse en el exterior.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído