Malestar y enfado por las grandes colas que ha dejado la primera jornada de doble vacunación de gripe y COVID-19 en Salamanca

Mayores de 80 años y familiares se han amontonado a la intemperie y sin poder sentarse frente a los centros de salud de Alamedilla y Pizarrales

Colas en el centro de salud de Alamedilla. Foto SALAMANCA 24HORAS
Colas en el centro de salud de Alamedilla. Foto SALAMANCA 24HORAS

La primera jornada de doble vacunación frente a la gripe y la tercera dosis del coronavirus ha comenzado más accidentada de lo que cabía esperar en los centros de salud de Salamanca. Las colas han sido la tónica general durante la tarde de este lunes en algunos centros de salud de la ciudad, especialmente en las áreas de Alamedilla y Pizarrales, donde según ha podido comprobar SALAMANCA24HORAS se han agolpado multitud de mayores -esta jornada estaban llamados a inyectarse los mayores de 80 años- y familiares frente a las puertas de los edificios sanitarios.

Curiosamente, estas escenas con personas de avanzada edad y sin lugares donde sentarse durante lapsos de tiempo que superan la hora de duración se vivieron en algunos municipios de la provincia, pero nada hacía prever que la organización de Sacyl recayese en estos errores en la capital, donde las vacunaciones masivas -procesos logísticos mucho más complejos- se han desarrollado exitosamente y con normalidad, salvo quizás las primerísimas jornadas donde se trataba de una experiencia totalmente novedosa.

Importantes colas en el centro de salud de Alamedillas para vacunarse de la tercera dosis de la COVID 19 y de la gripe. Foto SALAMANCA 24HORAS
Importantes colas en el centro de salud de Alamedillas para vacunarse de la tercera dosis de la COVID 19 y de la gripe. Foto SALAMANCA 24HORAS

Según ha podido saber SALAMANCA24HORAS, la situación en el centro de Salud de Alamedilla ha sido tensa, con multitud de quejas de los asistentes por las largas esperas. Personas con más de 80 años, especialmente aquellas a las que les correspondía acudir al piso destinado a la zona básica de salud de Garrido Sur, estaban citadas a las 15:00 horas y no han entrado al interior de las instalaciones hasta pasadas las 16:30 horas. Un retraso que los allí presentes achacan a la falta de personal. Varios de los asistentes afirmaron que para la zona destinada a los pacientes de Garrido Sur tan solo se encontraban dos enfermeras: una para inocular los sueros contra la gripe y otra para inyectar la tercera dosis contra el coronavirus.

Acusaciones que han sido rechazadas por Sanidad, que asegura que para el centro de salud de Garrido Sur hay cinco enfermeras trabajando en las vacunaciones y en el centro de Alamedilla (ambos centros se encuentran integrados en la misma edificación) otras cuatro profesionales sanitarias. Asimismo, Sacyl explica que el retraso en las vacunaciones para los pacientes de Garrido Sur se ha producido como consecuencia de “un problema informático en el registro de la autocita”. Coyuntura que, de acuerdo con la versión de Sanidad consultada por este periódico, “se resolvió a los pocos minutos de comenzar el proceso de vacunación”.

Policía Nacional en el centro de salud de Alamedilla. Foto SALAMANCA 24HORAS.
Policía Nacional en el centro de salud de Alamedilla. Foto SALAMANCA 24HORAS.

Curiosamente, uno de los familiares de un usuario citado en Garrido Sur, declaró a la salida del edificio que a su padre de más de 80 años le habían denegado la vacuna por no encontrarse en el registro para recibir la doble dosis: “Incluso con papeles y me dicen que no tengo cita”, lamentó amargamente el hombre a la salida de la instalación sanitaria.

Un vehículo de la Policía Nacional acudió al centro durante el proceso de vacunación y se mantuvo frente al mismo durante algunos minutos, si bien es cierto que no se ha reportado ningún incidente en el que los agentes se hayan visto obligados a intervenir.

La situación vivida en Alamedilla no ha sido una excepción, ya que vecinos de Pizarrales han elevado quejas en este mismo sentido. Las colas en el centro Alfonso Sánchez Montero también han sido de consideración. A partir de las 17:00 horas la situación se ha complicado. Acompañantes de los mayores allí citados profirieron multitud de quejas sobre los procesos de citación, así como el hecho de que personas de avanzada edad se hayan visto obligadas a esperar durante prácticamente una hora a la intemperie y sin suficientes sillas donde poder reposar mientras aguardaban su turno de vacunación.

Colas en el centro de salud de Pizarrales para vacunarse de la tercera dosis contra el COVID 19 y la gripe. Foto cedida.
Colas en el centro de salud de Pizarrales para vacunarse de la tercera dosis contra el COVID 19 y la gripe. Foto cedida.

Sanidad pide que se respeten los turnos y que se acuda a la hora estipulada

Por su parte, Sanidad señala que estas grandes aglomeraciones se deben a que los usuarios llamados a vacunarse van acompañados y eso puede dar una sensación irreal de aglomeración. Igualmente, los profesionales sanitarios constatan que muchas de las personas llamadas a vacunarse acuden al centro mucho antes de su hora, lo que empeora la situación y dificulta la labor de organización.

En este sentido, Sanidad quiere recordar a los ciudadanos que deben acudir a su punto de vacunación a la hora estipulada para evitar esperas excesivas o innecesarias.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído