Matacán, con 1.843 usuarios, es el único aeropuerto de Castilla y León donde crece el número de viajeros este año

El tráfico en las bases de la comunidad se dispara en junio al ser utilizadas por más de 11.000 personas

6 Comentarios

 Base aérea de Matacán
Base aérea de Matacán

Los aeropuertos de Castilla y León registraron en el mes de junio un incremento sustancial del tráfico de viajeros, que se incrementó un 163,72 por ciento, hasta alcanzar la cifra de 11.116, frente a los 4.215 del mismo mes de 2020, cuando España afrontaba la desescalada, tras el confinamiento derivado de la crisis del COVID-19.

Asimismo, según los datos de Aena, los aeropuertos españoles cerraron el mes de junio con 9.266.794 pasajeros, un 66 por ciento menos que en el mismo mes de 2019. De ellos, 4.762.559 viajaron en vuelos nacionales, un 40 por ciento menos que en junio de 2019, y 4.452.977 en vuelos internacionales, un 76,9 por ciento menos.

En ese sentido, el aeropuerto de Valladolid fue el que registró un mayor tráfico, con 7.256 pasajeros, frente a los 882 de un año antes, lo que se traduce en un aumento del 722,68 por ciento. Le siguió León, con 2.354 viajeros, frente a los 196 de un año antes, lo que supone un aumento de 1.101.02 por ciento. La tercera posición es para las instalaciones de Salamanca, con 774 usuarios, un 273,91 por ciento más, y el cuarto, para Burgos, con 732, un 75,02 por ciento menos.

Por aeropuertos, el Adolfo Suárez Madrid-Barajas registró el mayor número de pasajeros en el sexto mes del año con 1.702.076, lo que representa un descenso del 69,4 por ciento con respecto a junio de 2019. Le siguen Palma de Mallorca, con 1.408.600 (-63,4 por ciento); Josep Tarradellas Barcelona-El Prat, con 1.374.717 (-73,1 por ciento); Málaga-Costa del Sol, con 645.820 (-68,6 por ciento); Ibiza, con 517.556 (-56,1 por ciento); Gran Canaria, con 472.590 (-51,8 por ciento); Alicante-Elche Miguel Hernández, con 405.799 (-73,6 por ciento) y Tenerife Norte-Ciudad de La Laguna, con 339.160 (-33,9 por ciento).

No obstante en los primeros seis meses, los aeropuertos de Castilla y León arrastran un balance negativo, con un 49,99 por ciento menos de viajeros que en el mismo periodo de 2020. En concreto, registraron el paso de 28.383, frente a los 56.759 del ejercicio anterior. El tráfico solo creció en Salamanca un 74,72 por ciento, hasta los 1.843 acumulados, frente a las caídas de Burgos (67,35 por ciento), León (36,93) y Valladolid (52,95), hasta los 3.178, 6.819 y 16.541, respectivamente.

Respecto a las operaciones, la base de Burgos gestionó en junio 1.595 operaciones, un 0,5 por ciento más; Salamanca, 1.110, un 747,3 por ciento más; Valladolid, 566, un 757,6 por ciento más, y León, 248, un 213,9 por ciento más. En los primeros seis meses, crecieron un 129,68 en las instalaciones de Castilla y León, hasta las 16.291. De ellas, Burgos contabilizó 8.294, un 119,24 por ciento más; León, 1.145, un 148,91 por ciento; Salamanca, 4.864, un 143,32 por ciento más, y Valladolid, 1.988, un 133,61 por ciento más.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído