Las pernoctaciones aumentan de manera clara pese a la caída en el número de turistas

Aunque el descenso de viajeros en los dos últimos meses a Salamanca ha sido superior a las 6.000 personas, los que llegan deciden quedarse más días. Las pernoctaciones en este periodo de tiempo han crecido por encima de los 7.000 gracias al aumento de la estancia media en comparación con 2017

 El precio medio de los hoteles desciende en agosto
El precio medio de los hoteles desciende en agosto

Hasta la fecha, en los últimos años, Salamanca sacaba pecho a final de año por el aumento de turistas anuales en diciembre. Aunque los números se siguen manteniendo en los primeros siete meses del año, el mal comportamiento de los dos últimos meses ha igualado mucho las cifras en comparación con 2017. 

Sin embargo, la buena noticia de este mismo periodo de tiempo es que uno de los factores que venía fallando en los últimos años, la estancia media de los turistas, ha comenzado a crecer. De hecho, el descenso de más de 6.000 viajeros en los meses estivales no ha propiciado una caída también en el número de noches que estos pasan en los establecimientos hosteleros, sino todo lo contrario. El crecimiento, así, ha sido más grande que el primer descenso y ha aumentado en más de 7.000 pernoctaciones en estos mismos dos meses. 

El total de noches entre estos dos meses, de esta manera, ha llegado a las 320.942 por las 313.541 del mismo periodo de tiempo de 2017. Esto ha provocado que, a pesar de que el número de turistas en los primeros siete meses del año sea similar, aunque algo superior, a lo que ocurrió en 2017, año de récord, las pernoctaciones sí se superan claramente. De hecho, se encuentran por encima de las 937.000 en lo que supone más de 25.000 noches más que en el año pasado. 

Comportamiento similar entre españoles y extranjeros

El crecimiento en las pernoctaciones fue similar entre los turistas españoles y los extranjeros, principalmente en julio. De hecho, pese al claro descenso que hubo entre estos últimos, las pernoctaciones crecieron en más de 1.500, mientras que en el caso de los españoles, cuya bajada en viajeros fue menos acusada, las noches que durmieron en los establecimientos de la provincia crecieron por encima de los 2.000. 

El total de estos dos últimos meses, de esta manera, se sitúa entre los españoles en 216.096 pernoctaciones, mientras que en el mismo periodo de tiempo de 2017, estas llegaron a las 210.279. 

En el caso del turismo entre los viajeros extranjeros, las pernoctaciones también crecieron, aunque de manera más suave. Así, las noches llegaron a los 104.844 en junio y julio, mientras que en 2017 llegó a los 103.263.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído