Salamanca, con la incidencia más baja de toda Castilla y León y con cifras ya de nueva normalidad

La provincia charra tiene valores amarillos en la incidencia general a 14 y 7 días y la trazabilidad de los casos, pero el resto de indicadores son de nueva normalidad

GALERÍA | El buen tiempo provoca colas para sentarse en las terrazas de Salamanca
GALERÍA | El buen tiempo provoca colas para sentarse en las terrazas de Salamanca

La provincia de Salamanca continúa con la incidencia más baja de toda Castilla y León tanto a 14 como a 7 días. En concreto, estos valores son de riesgo bajo (color amarillo), con 44,95 casos por cada 100.000 habitantes y con 14,28 casos por cada 100.000 habitantes, respectivamente.

Pero no solo estos son los datos epidemiológicos positivos de la provincia, sino que salvando estos dos y la trazabilidad de los casos (se puede rastrear el 72,06% de los casos que se declaran; es decir, conocer el origen de los mismos), que también se sitúa en color amarillo, todas las cifras de la provincia de Salamanca están en color verde de “nueva normalidad”.

De hecho, dos datos que invitan a la esperanza y demuestran la efectividad de las vacunas es la incidencia entre las personas mayores de 65 años, que a 14 días es de 15,86 casos y a 7 días es de 4,53 casos.

Por su parte, la positividad global de las pruebas es de apenas 1,62% (es decir, que ni dos pruebas de cada 100 que se realizan dan positivo), mientras que la ocupación de camas en planta por personas con COVID no llega ni al 1% del Complejo Asistencial Universitario en Salamanca (0,77%). Un poco superior es la tasa de ocupación de camas UCI, con un 4,84% con tres personas hospitalizadas.

Pese a estar actualmente en Nivel 2 del Semáforo COVID, salvo que la situación empeore en los próximos días, la provincia de Salamanca avanzará a Nivel 1 el próximo jueves; y, de seguir así, a finales de este mes la provincia charra podría entrar en nueva normalidad.

Castilla y León también avanza a pasos agigantados

En lo que a Castilla y León respecta, la tasa de incidencia acumulada de casos diagnosticados de COVID-19 ha sumado su novena jornada consecutiva de bajadas, al anotar 104,72 casos por cada 10.000 habitantes a 14 días, cuatro puntos por debajo del dato de este viernes y más de 18 sobre el de hace una semana, cuando se cerró con 123,09 casos.

Este valor no se alcanzaba en la Comunidad desde finales de marzo, y continúa coloreando el semáforo de amarillo, el de riesgo bajo, en el que además de Salamanca está la provincia de Soria (48,38), que cambia de nivel medio a bajo, según los datos consultados por Ical y publicados por la Consejería de Sanidad.

El resto de provincias se encuentran en riesgo medio, con Valladolid con la tasa más alta, 144,24 casos, seguida por Burgos, con 119,67, en ambos casos con tendencia a la baja. Ávila está en 114,8, en la tónica de ayer, cuando registró 112; León se sitúa en 102.09, similar al dato de ayer; al igual que Palencia (101,67), y Zamora, con 102,59. Segovia ha logrado situarse por debajo de la barrera de los 100, con 99,69 casos.

En cuanto a la incidencia acumulada a siete días, la tendencia es a la baja, con 44,97 casos notificados, similares a los 46,60 casos de ayer, pero muy por debajo de los 58,58 de hace una semana. De nuevo Salamanca continúa, con 14,28 casos, en color amarillo, y se le une Soria, con 19,13.

En el resto el nivel de riesgo es medio, pero con valores en descenso. Valladolid presenta la tasa más alta con 60,89 casos, seguida por Burgos (56,2), Ávila (49,47), Zamora (48,07), Segovia (43,65) y León (43). Palencia rebaja el dato a 38,05 casos.

Por lo que respecta a uno de los indicadores de riesgo que más ha preocupado a lo largo de la pandemia, la situación de las ucis, la ocupación de camas de críticos por pacientes COVID alcanza el 15,42%. Continúan en la zona de riesgo muy alto las ucis de los hospitales de Palencia, con un 40%, Soria (28,57%) y Ávila (33,33%), mientras que en riesgo alto se sitúan los centros hospitalarios de Valladolid (17%) y León (17,39%). En riesgo medio está Burgos, con 14,12%; mientras que en bajo se sitúan las ucis de Segovia, con un 6,45%. Por su parte, Zamora se mantiene en situación de nueva normalidad, al no tener pacientes COVID en las UCI, al igual que Salamanca con un 4,84%.

En cuanto a la ocupación de camas de hospitalización en planta por casos de COVID-19 por debajo del dos, con un 1,91%. Valladolid (2,98%), Palencia (2,881%) y Segovia (2,46) están en riesgo bajo, mientras que los demás hospitales han alcanzado valores de nueva normalidad: Ávila (1,81%), Burgos (1,82%), León (1,42%), Salamanca (0,77%), Soria (0,4%) y Zamora (1,82%).

La positividad global de las pruebas cae al 5,35% y el porcentaje de trazabilidad se mantiene en el 71,88%.

Por último, el índice reproductivo básico instantáneo, que revela el promedio de personas que puede contagiar cada infectado, se situó en 0,84 casos para el conjunto de la comunidad. Todas las provincias se sitúan por debajo de la unidad, el máximo recomendado por las autoridades sanitarias, aunque León lo roza, con 0,92. El dato más bajo corresponde a Palencia y Soria, con 0,66, y después se sitúan Salamanca (0,67), Ávila (0,77) y Segovia, 0,84. En Burgos el número reproductivo está en 0,88, y en Valladolid, en 0,87, similar a Zamora, con 0,86.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído