Salamanca tardaría más de cuatro años en vacunar a su población si sigue con el mismo ritmo de pinchazos

En más de un mes tan solo han recibido el ciclo completo 6.337 personas, un 2% de todos los habitantes de la provincia

Rafael Borras, jefe del servicio de Urgencias del Hospital de Salamanca, en el momento que recibió la primera dosis de la vacuna | Foto: Archivo
Rafael Borras, jefe del servicio de Urgencias del Hospital de Salamanca, en el momento que recibió la primera dosis de la vacuna | Foto: Archivo

Salamanca tardaría 52 meses en vacunar a sus más de 329.000 habitantes si el ritmo de dosis inoculada no aumenta drásticamente. Desde el pasado 30 de diciembre de 2020, cuando comenzó la campaña de vacunación en la provincia, hasta el 1 de febrero de 2021 tan solo 6.337 personas han recibido el ciclo completo, mientras que la primera dosis ha llegado a un total de 13.547 ciudadanos. O, dicho de otro modo, solo el 2% de los salmantinos han recibido las dos dosis que requiere la vacuna para alcanzar la máxima efectividad.

La llegada de la vacuna fue el primer rayo de esperanza en un año oneroso y del que es difícil enumerar una sola buena noticia. Sin embargo, los problemas de la UE en un primer momento para hacerse con la cantidad necesaria de dosis (ahora el organismo comunitario se encuentra a la gresca con la farmacéutica Moderna por los incumplimientos en el contrato por parte de la multinacional) y su posterior retraso en la distribución e inoculación están haciendo que la promesa del presidente del Gobierno, vacunar al 70% de la población española para verano, se de todo punto una entelequia.

Volviendo a Salamanca, si la cosa no cambia será imposible conseguir que de cara a la época estival esté vacunada tan siquiera una sexta parte de la población local. Y es que a un ritmo de poco más de 6.000 ciclos completos por mes -6.337 personas han recibido las dos dosis en un mes- tan solo 38.000 personas estarían inmunizadas frente a la enfermedad para julio; es decir, un 11% de la población total de la provincia de Salamanca.

De seguir así, para 2021 solo un 23% de los salmantinos, unos 76.000, habrían conseguido estar protegidos de la enfermedad. Y es que los cálculos no salen y las vacunas adquiridas por la UE cada vez tardan más en llegar. O la situación cambia radicalmente o de mantenerse esta velocidad en los pinchazos el servicio de salud en Salamanca no alcanzaría a la totalidad de su población hasta el año 2024.

(Los gráficos muestran las vacunas a tiempo real, con fecha 4 de febrero, última jornada de vacunación; para la elaboración de este artículo se han cogido los datos correspondientes al 1 de febrero con el fin de obtener una muestra mensual)
 

Inmunidad parcial

La primera dosis ya sería otro cantar. El Sacyl ha inoculado un total de 19.884 dosis hasta el pasado 1 de febrero, así que si quitamos el segundo pinchazo que han recibido los del ciclo completo, un total de 13.547 salmantinos de los grupos de riesgo (sanitarios, usuarios de residencias de mayores y grandes dependientes) habrían recibido esta primera inoculación.

Con estas cifras, y en el caso de que únicamente se administrara una primera dosis, un escenario que no se contempla por parte de las autoridades sanitarias dado que la inmunidad no sería tan efectiva como con dos pinchazos, se tardaría en alcanzar a todos los salmantinos la friolera de dos años.

Desde las administraciones nacionales y las instituciones europeas anuncian que el ritmo de vacunación aumentará considerablemente con el paso de los meses, una cuestión impostergable puesto que las cifras de pinchazosregistradas hasta ahora son insuficientes para contener la pandemia, la cual ya deja en Salamanca una presión hospitalaria del 86% en UCI y del 88% en planta.

(Los gráficos muestran las vacunas a tiempo real, con fecha 4 de febrero, última jornada de vacunación; para la elaboración de este artículo se han cogido los datos correspondientes al 1 de febrero con el fin de obtener una muestra mensual)

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Hoy en Portada
Lo más leído