Los sanitarios sufrieron en 2021 un total de 612 agresiones, un 39% más que en 2020

De todas las agresiones recibidas y comunicadas acabaron en baja laboral el trece por ciento de las mismas

EP

5 Comentarios

Agresiones a sanitarios. Foto Infosalus
Agresiones a sanitarios. Foto Infosalus

Los sanitarios españoles han sufrido en 2021 un total de 612 agresiones, lo que supone 171 casos más que en 2020, por lo que se ha producido un aumento del 39 por ciento, lo que sitúa la cifra total desde 2011 en 5.649 agresiones, según ha presentado este jueves el Observatorio Contra las Agresiones del Consejo General de Médicos (CGCOM).

Con motivo del Día Europeo Contra las Agresiones a Médicos y Profesionales Sanitarios, que se celebra este sábado, 12 de marzo, CGCOM ha presentado los datos registrados durante 2021. El doctor Tomas Cobo, presidente del Consejo General de Médicos (CGCOM); el doctor José María Rodríguez Vicente, secretario general del CGCOM y el doctor Gaspar Garrote, Coordinador del Observatorio Nacional de Agresiones; han presentado los datos en una rueda de prensa.

De todas las agresiones sufridas el 62 por ciento corresponde a mujeres frente al 38 por ciento de los hombres, un dato que consolida la tendencia de los últimos años en los que las mujeres sufren la mayor parte de las agresiones.

El ámbito de la Atención Primaria, que supone más de 50% de los casos (51,1%) se mantiene a la cabeza de las estadísticas, seguido de los Hospitales que sube cinco puntos y se sitúa en el 22 por ciento; Urgencias de Atención Primaria (7,9%) y Urgencias de Hospitales (7,7%). Las agresiones en atención domiciliaria "in Itinere" suponen ya el 1,7 por ciento del total.

Respecto a los diferentes tipos de agresiones sufridas, en el 87 por ciento de los casos se produjeron insultos y amenazas, mayoritariamente a mujeres, mientas que el trece por ciento restante fueron agresiones que acabaron en lesiones físicas, sufriéndolas en un 56 por ciento las mujeres y un 44 por ciento los hombres. Cabe destacar el aumento registrado en amenazas (+5,7%) y lesiones (+3,3%) en detrimento de los insultos (-9%).

De todas las agresiones recibidas y comunicadas acabaron en baja laboral el trece por ciento de las mismas, cuatro puntos más que el año anterior. Además, también se observa un descenso en cuanto a daños materiales registrados durante la agresión, situándose en un siete por ciento de los casos frente al ocho por ciento del año anterior. Asimismo, este año se registra un importante descenso en el número de agresiones realizadas de manera telemática. La cifra, que en 2020 era de un 29 por ciento, y en 2021 se sitúa en el once por ciento.

La principal causa de agresiones, según ha indicado José María Rodríguez Vicente, es la discrepancia con la atención médica recibida que, aunque desciende respecto al año pasado, lo que supone el 35 por ciento del total. Aunque en menor medida, también son motivos de agresiones las discrepancias personales (14%); el tiempo en ser atendido (12%) y no recetar lo propuesto por el paciente (10%), entre otras.

Las agresiones relacionadas con la COVID-19 sube dos puntos y se sitúa en el nueve por ciento del total. Destaca también el incremento del cinco por ciento al nueve por ciento en las agresiones relacionadas con la gestión de la incapacidad temporal (IT).

Respecto al tipo de ejercicio en el que se ha producido las agresiones en el año 2021, también mantienen datos similares a los de años anteriores con una clara preponderancia del ejercicio público (88%) frente al privado (12%). De todas las agresiones, el 92 por ciento se producen en horario y entorno laboral. En la distribución por edades el informe resalta que las agresiones las sufren mayoritariamente los colegiados entre los 36 y 55 años (58%), siendo los dos grupos de edad que aumentan, en contraposición de los más jóvenes o más mayores que sufren un ligero descenso.

Por comunidades autónomas, es Cataluña donde se han comunicado mayor número de agresiones (210 en 2021), seguida de Andalucía con 135. Analizando la incidencia por Comunidades, es en Cataluña (5,3); Cantabria (4,1) y Extremadura (3,6), donde se registra la tasa de incidencia acumulada de agresiones superior, que en España se sitúa en un 2,2 por cada 1.000 colegiados.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído