El sindicato Comisiones Obreras, inquieto ante el silencio autonómico de Ciudadanos sobre el diálogo social

Tras 18 años llevándolo a cabo en el Gobierno del popular Juan Vicente Herrera, es escéptico ante lo que pueda imponer la formación naranja en la nueva legislatura de la Junta de Castilla y León.

 Fernando Fraile, Vicente Andrés y Emilio Pérez
Fernando Fraile, Vicente Andrés y Emilio Pérez

Después de que el salmantino Alfonso Fernández Mañueco fuera investido este martes como presidente de la Junta de Castilla y León tras un pacto entre el Partido Popular y Ciudadanos, el sindicato Comisiones Obreras pide al nuevo Gobierno autonómico que siga teniendo en cuenta el diálogo social para responder a los problemas de los trabajadores.

Este diálogo social ha existido en los 18 años en los que el popular Juan Vicente Herrera ha estado al frente de la comunidad autónoma, pero el hecho de que ponga fin a su mandato y de que Ciudadanos vaya a formar parte de una administración encabezada por otro miembro del PP, hace que Comisiones Obreras se muestre inquieta por lo que pueda suceder.

“Fernández Mañueco habló del diálogo social en su discurso, pero Francisco Igea, que será vicepresidente, no. En las cien medidas de gobierno firmadas por el PP y Ciudadanos se obvia el diálogo social, por lo que desconocemos qué va a ocurrir”, explica Vicente Andrés, secretario general de Comisiones Obreras en Castilla y León. Para él, si el diálogo social continuara existiendo, como pretende el nuevo presidente, “tendría que contar con una persona que escuchara a las patronales y a los sindicatos, pues prescindir de ellos constituiría un gobierno de involución”.

Además, añade que las Cortes de Castilla y León tendrían que estar abiertas a la participación de entes locales, asociaciones, organizaciones de consumidores o sindicatos para que hagan sus propuestas, “algo que no ha ocurrido en los muchos años de mayoría absoluta del PP”. Comisiones Obreras solicita a los nuevos mandatarios autonómicos “que no bajen los impuestos a los ricos y a las empresas”.

Como retos para esta legislatura, Comisiones Obreras plantea afrontar el envejecimiento de la población que vive en Castilla y León, la despoblación, los desequilibrios territoriales y la precariedad laboral. También mejorar el nivel tecnológico de las empresas, dar origen a una Agencia de Desarrollo Rural y crear un nuevo Plan del Oeste para las provincias de León, Zamora y Salamanca que se base en la atracción de industrias, ya que opina que el fomentado por el expresidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero “no terminó de funcionar”.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído