Las víctimas de violencia de género en Salamanca tienen aliados en su defensa: los farmacéuticos

Las farmacias y todo su personal ya han demostrado durante esta pandemia ser un servicio esencial y accesible para todas las mujeres, un lugar idóneo donde pedir ayuda para obtener una información cualificada, suministrada por profesionales

0 Comentarios

Colegio de Farmacéuticos de Salamanca.
Colegio de Farmacéuticos de Salamanca.

Como miembros del Pacto contra la violencia de género, la red española de farmacias viene desarrollando en los últimos años diversas campañas, actuaciones de información, prevención y sensibilización en materia de violencia contra la mujer.

La última de estas iniciativas, sustentada en el convenio entre el Ministerio de Igualdad y el Consejo General de Colegios Farmacéuticos suscrito en julio de 2021, es un protocolo de actuación para las farmacias españolas ante la violencia de género.

El objetivo de este protocolo de actuación es ayudar a detectar las primeras señales de violencia y saber cómo actuar ante un posible caso, facilitando a los farmacéuticos las herramientas que guíen su actuación ante de cualquier forma de violencia y malos tratos por razón de género, sabiendo que el camino que tendrán que recorrer las víctimas hasta salir de esa situación de violencia será largo y complejo, pero siempre que lo necesiten deben saber que la Farmacia quiere ser punto de apoyo para todas ellas.

“Estás en un lugar seguro: Ante una situación de violencia de género, te ayudamos” es el lema de la campaña que acompaña esta acción en las farmacias para informar, prevenir y sensibilizar en materia de violencia contra la mujer. Esta acción ha sido difundida y distribuida entre las farmacias de todo el país, a través de los Colegios, y cuenta con un poster con el lema “Estás en un lugar seguro”, en el que se muestran los diferentes canales a los que acudir en caso de necesitar información o asistencia, así como los recursos que están a disposición de las víctimas en caso de sufrir una agresión (teléfono 016, email, WhatsApp, etc.).

Los farmacéuticos, en su condición de sanitarios más accesible a los ciudadanos, y la farmacia comunitaria, gracias a su fuerte arraigo social y territorial, constituyen un extraordinario sensor y recurso desde el que impulsar acciones que faciliten a las mujeres víctimas de violencia machista a dar el paso de denunciar.

La prevención, protección integral y erradicación de la violencia de género es una tarea que atañe al conjunto de la sociedad. Las farmacias y todo su personal ya han demostrado durante esta pandemia ser un servicio esencial y accesible para todas las mujeres, un lugar idóneo donde pedir ayuda para obtener una información cualificada, suministrada por profesionales.

Lamentablemente, Salamanca no es una provincia ajena a esta problemática, pero las víctimas deben saber que tienen aliados en su defensa: los farmacéuticos; y que tienen un lugar seguro: las farmacias.

Destacados
Lo más leído