Desarticulado un grupo criminal que extorsionaba a puteros bajo amenaza de enviarles un sicario

Una de las víctimas llegó a ser agredida en Valencia

EP

0 Comentarios

Desarticulado un grupo criminal que extorsionaba a puteros bajo amenaza de enviarles un sicario - GUARDIA CIVIL
Desarticulado un grupo criminal que extorsionaba a puteros bajo amenaza de enviarles un sicario - GUARDIA CIVIL

La Guardia Civil de Almussafes (Valencia) ha detenido a nueve personas por supuestamente extorsionar y amenazar a hombres que solicitaban servicios sexuales. En concreto, les exigían grandes cantidades de dinero a cambio de no enviarles a un sicario que acabaría con sus vidas. Se calcula que mediante este método la banda consiguió recaudar más de 100.000 euros.

Así, en el marco de la operación 'Rusimi', la Benemérita ha procedido a la detención de seis hombres, de edades comprendidas entre los 19 y los 39 años, de nacionalidades españolas; otro de 24 años y 2 mujeres de 26 años, estos últimos de nacionalidades colombianas por los delitos de extorsión, amenazas, estafa, coacciones, lesiones y pertenencia a organización criminal en varias localidades de Valencia. También ha sido investigado otro hombre, de 26 años y de nacionalidad española, por los mismos delitos.

Esta operación, de más de un año de duración, comenzó el pasado 2020, cuando agentes de la Guardia Civil de Almussafes recibieron una denuncia donde la víctima manifestó que había solicitado servicios sexuales y, pocos días después, recibió amenazas telefónicas y por vía whatsapp exigiéndole dinero a cambio de no enviarle a su domicilio un sicario. Los investigadores llegaron a localizar a 18 personas perjudicadas por esta organización criminal, informa el Instituto Armado.

Los hombres, a través de distintas páginas web, iniciaban contactos con chicas de compañía con las que llegaban a diferentes acuerdos sexuales. Poco tiempo después de los encuentros, los puteros comenzaban a recibir amenazas telefónicas y por vía whatsapp, pidiéndoles grandes cantidades de dinero, tanto en efectivo como por transferencia bancaria, y que de no hacer entrega del dinero un sicario acabaría con sus vidas. Una de las víctimas, incluso, fue agredida en la ciudad de València para exigirle dinero.

Cuentas a nombre de personas vulnerables

Para que este grupo criminal se hiciese con el efectivo, abrían cuentas bancarias a nombres de personas con necesidades especiales o en riesgo de exclusión social, que eran controladas por los líderes de esta organización.

Hasta el momento, los investigadores han ubicado víctimas de este grupo en los municipios de Alfafar, Benetusser, Benicalap, Burjassot, Massamagrell, Mislata, Rocafort, Silla y València.

Durante la operación, la Guardia Civil de Almussafes descubrió que los autores habían conseguido obtener más de 100.000 euros de sus víctimas utilizando estos métodos.

Las diligencias han sido entregadas en el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción Número 1 de Carlet.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído