Se investigan ocho denuncias por pinchazos en Pamplona, aunque no se han hallado sustancias de sumisión química

El consejero ha señalado que, si bien "en la analítica no hay sustancias que estén relacionadas con esa situación de sumisión química, sí preocupa a las autoridades sanitarias que de esos pinchazos se pueda derivar también algún tipo de enfermedad infecciosa no relacionada con la sumisión química"

EP

0 Comentarios

Pamplona. Foto EP
Pamplona. Foto EP

El consejero de Presidencia, Igualdad, Función Pública e Interior del Gobierno de Navarra, Javier Remírez, ha explicado este martes que se han presentado ocho denuncias en los últimos días por posibles pinchazos a distintas personas en Pamplona, aunque en los análisis realizados no se han detectado sustancias de sumisión química.

Por el momento, se ha confirmado que efectivamente algunas de estas personas han sido víctimas de pinchazos. "Cuando se produce esta situación, sobre todo vinculada a situaciones de posible agresión sexual, se activa un protocolo por parte del departamento de Salud en el que se hace una analítica de estas situaciones, de las personas que han sufrido el pinchazo y se ha evidenciado en algunos de ellos que ha habido un pinchazo, pero los resultados de esas analíticas nos hacen concluir que no hay una sustancia específica vinculada a una sumisión química", ha explicado el consejero, a preguntas de los medios de comunicación.

No obstante, Remírez ha afirmado que "tenemos que llamar a la prudencia, el Gobierno de Navarra, junto con el resto de administraciones que estuvimos presentes en la Junta de Seguridad que tuvimos antes de Sanfermines en la Delegación del Gobierno -con participación de Ayuntamiento, Gobierno foral y Delegación-, ya advertimos acerca de estas situaciones de riesgo porque venían sobre todo del país vecino, de Francia, y por la propia proximidad las autoridades policiales tenían una actitud de 'prevengan', pero a día de hoy se han producido ocho denuncias de esa casuística". Las denuncias no son sólo de mujeres, ya que hay al menos el caso de un hombre que ha denunciado.

El consejero ha señalado que, si bien "en la analítica no hay sustancias que estén relacionadas con esa situación de sumisión química, sí preocupa a las autoridades sanitarias que de esos pinchazos se pueda derivar también algún tipo de enfermedad infecciosa no relacionada con la sumisión química".

El consejero ha manifestado "con toda claridad que estamos investigando, tanto la Policía Foral como otros cuerpos policiales, y esta broma no va a salir gratis si se pilla al autor o autora de estas cuestiones, que a pesar de que no tenga esa intencionalidad de sumisión química, desde luego esas actitudes no son en absoluto admisibles, y por tanto si se hacen esas denuncias, se activa un trabajo policial y se atrapa a la persona, acarreará con las consecuencias que supongan derivadas de la investigación".

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Hoy en Portada
Lo más leído