Este sábado, 18 de mayo, los albercanos vuelven a disfrutar de su Romería de Majadas. Cuenta la leyenda que Don Rodrigo, después de perder el trono en la batalla de Segoyuela de Cornejas, se refugió en estas sierras y escondió una Virgen que acostumbraba a llevar en sus batallas. Esta virgen fue encontrada por un ermitaño, Froilán Porqueiro, del vecino pueblo de Monforte, y que los vecinos de La Alberca levantaron una ermita donde honrar a la imagen mariana: sería llamada Virgen de Majadas Viejas, porque apareció en un lugar donde los pastores levantaban sus cabañas y donde llevaban al rebaño, y en su honor el día de Pentecostés se celebraría una romería en honor a la Virgen.

Esta romería se sigue celebrando desde tiempo inmemorial y ese día la Virgen es sacada en procesión, después de una misa en la ermita levantada en su honor. Los niños bailan las danzas a la Virgen y por la tarde, después del rosario, se lleva en procesión a la Virgen a las mismas peñas donde apareció. Allí se representa una loa o auto sacramental donde se conmemora la aparición de la imagen.

 

Finalizada la loa, la plaza de la ermita es testigo de una capea popular. En este paraje a tres kilómetros de La Alberca, en medio de un robledal, se reúnen los albercanos, y en una jornada campera, pasan este día de fiesta.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído