El partido Ciudadanos por Béjar exige al Ayuntamiento textil “que cumpla su compromiso de abrir la Estación de Esquí y que, para ello, tome las medidas que conduzcan a salvaguardar los intereses de todas las partes, incluidos los trabajadores, y que no siga eludiendo su responsabilidad y la necesidad de hacerse cargo de la situación”.
 
Consideran que el alcalde, Alejo Riñones, “está mintiendo a la opinión pública para tapar sus errores, torpezas y falta de diligencia, poniendo en peligro la posibilidad de que la Estación de Esquí pueda ser abierta algún día”. Se trata, a su juicio, de razones “más que suficientes” para pedir su dimisión “al ponerse de manifiesto que no está a la altura del cargo que ocupa”. En caso contrario, piden que se inicie “de inmediato” el oportuno proceso de inhabilitación, “ante su manifiesta incapacidad e insolvencia para dirigir los destinos de la ciudad de Béjar, cuyos ciudadanos pueden verse seriamente perjudicados por su obstinación irreflexiva y prepotente”.

A través de un extenso comunicado de prensa, Ciudadanos por Béjar -formación próxima a Gecobesa, la empresa que gestionaba La Covatilla- hizo público su malestar ante lo que entienden es una falsedad en los argumentos esgrimidos públicamente hace unos días por Alejo Riñones acerca del estado del proceso que ha de conducir a una nueva gestión de la Estación de Esquí bejarana.

 

La formación opositora explica que Riñones “no puede obviar el procedimiento administrativo que está marcado y que determina, en primer lugar, la imperiosa necesidad de iniciar y tramitar el expediente de resolución de la concesión; porque, en tanto no lo haga, no será posible la toma de posesión, imprescindible para poder abrir un nuevo concurso de concesión, o asumir la gestión de la estación de manera directa”. 
 
 

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído