Miguel Bosé ha vuelto a hacerlo. Con la magia de unos temas reconocibles en cualquier rincón de nuestra geografía volvió a hipnotizar a los incondicionales que se acercaron al Recinto de Espectáculos de Guijuelo.

Ante cerca de 2.000 personas y en plena gira ?Amo Tour?, demostró esa capacidad camaleónica para reivnetarse y seguir siendo un sex symbol admirado a partes iguales por su atractivo físico y vocal. Para ello se valió tanto de temas más recientes como de los más conocidos de su amplísimo repertorio.

El padre de algunos de los números 1de la música española de los 80 y los 90 ofreció un espectáculo repleto de guiños a una larguísima carrera en la que ha sabido ir adaptándose a los tiempos y, en la mayor parte de las ocasiones, dando en el blanco de los gustos de su público.

Guijuelo volverá a tener una cita con la música esta semana. Será el domingo con la pre4sencia en el municipio de Los suaves, que pasarán por la villa chacinera en el marco de su gira de despedida. 

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído