Los vecinos de los pueblos salmantinos de la comarca de Vitigudino afectados por la futura reestructuración sanitaria (Brincones, Manceras, Puertas, Cerezal, El Gróo e Iruelos) volvieron a protestar hoy en Salamanca tal y como prometieron el pasado lunes al finalizar el encierro que llevaron a cabo en la sede de la Junta de Castilla y León en Salamanca.

 

En esta ocasión aprovecharon la presencia del consejero de Sanidad,  Antonio María Sáez, en la inauguración de una jornada formativa en el Hospital Clínico organizada por el sindicato UGT para hacerle llegar de nuevo sus reivindicaciones.

 

Como ya le transmitieron por carta a Sáez el pasado 10 de abril, durante la anterior visita del consejero a Salamanca, piden que se les garantice por escrito que, ante la próxima reordenación sanitaria que aplicará el ejecutivo regional, a todos los pueblos vaya el médico al menos una vez a la semana y que siempre sea el mismo facultativo, independientemente de que sea el mismo que los atiende en la actualidad. 

 

Como ya sucediera el pasado lunes, el delegado de la Junta en Salamanca, Bienvenido Mena, se vio obligado a mediar para volver a dejar claro al colectivo vecinal que no hay novedad alguna respecto a lo hablado a principio de semana.

 

Los vecinos volvieron a dejar claro que seguirán protestando hasta conseguir su objetivo.
 
 

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído