Dos trabajadores de un hotel, a juicio por acosar e insultar a una cocinera, que sufrió una crisis de ansiedad

Los acusados, que se enfrentan a un año de prisión, hostigaban presuntamente a la víctima con expresiones como "no sabes hacer nada", "para venir a trabajar y estorbar así mejor quédate en la cama" o "cara de huevo, ¿qué miras con esa cara de tonta?", entre otras

 Piden seis meses de prisión a un joven por propinar un puñetazo y empujón en una pelea en Peñaranda
Piden seis meses de prisión a un joven por propinar un puñetazo y empujón en una pelea en Peñaranda

Dos trabajadores de un hotel de la capital, situado en el barrio de San Bernardo, se sentarán el martes, 3 de junio, en el banquillo de los acusados del Juzgado de lo Penal número 2 de Salamanca por un presunto delito de acoso laboral, después de que acosaran e insultaran repetidamente a una cocinera del establecimiento, que sufrió una crisis de ansiedad y estuvo de baja laboral. El representante del Ministerio Fiscal solicita para A.C.G. y M.G. una pena de un año de prisión para cada uno, así como una indemnización conjunta para la víctima de 6.000 euros por los daños morales.

Los hechos comenzaron en enero de 2014, cuando A.C.G. comenzó a trabajar en el hotel como gerente, y contrató a M.G., amigo suyo, como cocinero, para que diseñara una nueva carta para el restaurante y diera formación a la jefa de cocina, en este caso, la víctima. Dos meses después, en marzo, M.G. fue nombrado jefe de cocina, después de que la mujer renunciara al puesto y siguiera en el hotel como cocinera. 

A partir de ese momento, los dos acusados comenzaron presuntamente a hostigar a la víctima, con expresiones hacia ella como "no sabes hacer nada", "para venir a trabajar y estorbar así mejor quédate en la cama", "si te pregunto por sitios donde ponen buenas copas y se folla bien, me dirías más", o "cara de huevo, ¿qué miras con esa cara de tonta?", entre otras expresiones. También le indicaron que le abrirían un expediente y con ese informe no podría volver a trabajar en Salamanca.

Esta situación generó que la mujer sufriera una crisis de ansiedad que requirió tratamiento médico durante un año, con nerviosismo que afectó a su autoestima y por la que estuvo de baja laboral. 

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído