BURGOSNOTICIAS.COM

La Guardia Civil desarticula el grupo criminal que atracó “a mano armada” la sucursal bancaria de Arija

La Guardia Civil desarticula el grupo criminal que atracó “a mano armada” la sucursal bancaria de Arija

En el marco de la Operación "CIPRINUS" han sido detenidas dos personas e investigada una más. Cuatro registros domiciliarios permitieron intervenir una pistola real, munición, aparatos de precisión utilizados en la delincuencia organizada y 700 gramos de estupefacientes



La Operación CIPRINUS seguida por el atraco "a mano armada" de una entidad bancaria ha sido desarticulada por la Guardia Civil. Se trata de un peligroso grupo criminal del que ya han detenido a dos de los asaltantes, de 55 y 54 años. Además, se lleva a cabo la investigación de un tercer implicado de 56 años.

Los cargos de los que se les acusa, en distinto grado de autoría, son los de los delitos de robo con violencia e intimidación, contra la salud pública por tráfico de drogas y por tenencia ilícita de armas.

El pasado 7 de noviembre se consumó el atraco a la sucursal bancaria de la localidad burgalesa de Arija, donde los asaltantes se apropiaron de una cantidad cercana a los 3.500 € intimidando a la empleada con armas de fuego. Inmediatamente tras la comisión del atraco, por parte de la Comandancia de la Guardia Civil de Burgos se estableció un dispositivo para la localización y detención del los autores.

El teniente Coronel Jefe de la Comandancia de Burgos, Alfonso Martín, ha remarcado la profesionalidad del grupo, dotado de instrumentación propia de la delincuencia organizada y de práctica de butrones. Ha añadido que se trata de un grupo con antecedentes, delitos graves y con condenas de prisión.

"Asumían el riesgo de causar lesiones o incluso muertes" ha indicado para evidenciar el peligro de los acusados.

El Subdelegado del Gobierno, Roberto Saiz, ha aclarado que la investigación no se da por cerrada hasta el total esclarecimiento de los hechos. Y es que el caso aún tiene que identificar y localizar al tercer autor. Asimismo ha agradecido la coordinación de la Unidad Orgánica de la Policía judicial de Burgos, la colaboración de las Unidades de la Comandancia de Santander y ha añadido que la colaboración ciudadana ha sido un factor relevante en el caso.

Gracias a ella se pudo proceder a identificar y localizar a dos de los implicados que según cuenta el Brigada, Antolín Redondo, amordazaron, encerraron y amenazaron a varios clientes y una trabajadora.

Los culpables están siendo investigados por posibles actos delictivos diferentes y, añade Alfonso Martín que es muy posible que se conocieran anteriormente en prisión.

Comentarios
Lo más