DÍA DEL TRABAJADOR

Solo un 5% de los ocupados cree que tiene posibilidades de perder su empleo en los próximos meses

Solo un 5% de los ocupados cree que tiene posibilidades de perder su empleo en los próximos meses

Además, crece paulatinamente el porcentaje de trabajadores que piensan que sus ingresos pueden aumentar próximamente

Solo un 5% de los españoles con empleo piensa que hay muchas o bastantes posibilidades de perderlo según datos del primer trimestre de 2018, 7 puntos menos con respecto al último periodo de 2017. Así se desprende del informe ‘Perspectivas del Consumidor’ realizado por Kantar Millward Brow. Según el estudio, el 78% de los ocupados cree que hay pocas posibilidades de perder su empleo, alcanzando máximos desde 2010.

La confianza del consumidor se mantiene a niveles muy altos en el primer trimestre de 2018, aunque presentando una ligera oscilación a la baja respecto al periodo anterior. Según este informe, en el primer periodo del año el índice se sitúa en -6,8 puntos, lo que supone un descenso con respecto desde el valor positivo alcanzado a finales del año pasado (+3,6). Sin embargo, este ligero descenso parece más una variación episódica y no se detectan elementos que muestren un empeoramiento de la confianza de los consumidores.

En línea con la evolución del índice de confianza en los últimos periodos, la previsión sobre la evolución del desempleo progresa muy positivamente: el porcentaje de personas que cree que habrá más desempleo desciende hasta el 13%, alcanzando el valor más bajo en los últimos 7 años (desde el inicio de la medición).

Por su parte, más de la mitad de los españoles (56%) se mantiene conservador y cree que el nivel de desempleo actual se mantendrá en los próximos meses y un tercio (31%) que habrá menos desempleo.

También se ha reforzado la percepción de seguridad en los ingresos, y se observa un descenso de quienes creen que pueden bajar sus ingresos (4%) y el incremento paulatino de los que piensan que pueden aumentarlos (13%). Por tanto, la previsibilidad de los ingresos, como factor de la decisión en el consumo, se ha estabilizado en niveles muy positivos.

Pepe Martínez, Business Development and Marketing Director en Kantar Millward Brown España ha señalado que el rasgo más característico de la situación en este primer trimestre es la percepción de seguridad en el empleo, tanto entre los ocupados como en la opinión pública. “Ha quedado atrás la sensación de inseguridad laboral entre los consumidores, lo cual les permite hacer planes, salir de vacaciones, compras a largo plazo, retomar hábitos de ocio. Hay que pensar que este aspecto puede seguir sosteniendo el consumo en los próximos meses”, ha recalcado y ha explicado que el informe de este periodo muestra, además, que se mantiene la elevada intención de cambiar de casa o renovar el mobiliario y similares, sectores que siempre tiran del resto de la economía.

Comentarios
Lo más