Lanórdika trae a Salamanca los entresijos del amor con la representación de ‘Rojo estándar’

Lanórdika trae a Salamanca los entresijos del amor con la representación de ‘Rojo estándar’

La obra está incluida en el XII Festival de Artes de Calle y se pudo disfrutar este martes, 11 de septiembre, en la Plaza de Anaya a las 19 horas

El artista de circo Darío Dumont y la bailarina de danza contemporánea Greta García han aunado sus dos disciplinas en una obra de teatro que lleva el título ‘Rojo estándar’. Después de más de 70 funciones por todo el panorama nacional e internacional, su compañía Lanórdika se acercó a Salamanca para dar a conocer a los salmantinos su perspectiva del amor. Está incluida en el XII Festival de Artes de Calle, que ofrece hasta 13 espectáculos en la Plaza de Anaya y el parque de la Alamedilla.

Y es que es precisamente el amor el hilo conductor de ‘Rojo estándar’. Un amor contado con circo y danza, sin palabras, contado de la forma que Darío y Greta saben. Pequeños y mayores pudieron disfrutar de una visión cómica y divertida sobre las diferentes formas de relacionarse, los procesos del enamoramiento y los encuentros y desencuentros que ello implica.

Después de haber trabajado juntos en proyectos anteriores, los dos artistas andaluces decidieron volver a crear magia con esta obra que destaca por ser circular gracias a un escenario de 360 grados que permite que se vea bien desde todos los puntos. El artista Darío Dumont destaca también en una entrevista con este periódico el aliciente que esto supone, ya que crea mucha cercanía con el público al estar a todo su alrededor.

El artista animaba a asistir al espectáculo porque tras actuar en festivales y escenarios de toda la geografía española y en Dinamarca, Suecia y Portugal, “siempre nos vamos con la sensación de que el público se va más feliz de lo que ha venido, se van con una sonrisa de oreja a oreja”.

La obra recibió el premio FETEN 2018 al Mejor Espectáculo de calle, lo que define como “un reconocimiento muy importante de que el espectáculo ha gustado y ha ido bien. Además, más allá de la feria es un trampolín, un sello de calidad que facilita la labor de venta”.

Comentarios
Lo más