JORNADA MUNDIAL DEL TRABAJO DECENTE

​Las empleadas de hogar, el colectivo más vulnerado y con un empleo más precario

Foto de archivo de la concentración de ayuda al sector de las empleadas del hogar
​Las empleadas de hogar, el colectivo más vulnerado y con un empleo más precario

Con motivo de las Jornadas Mundiales del Trabajo Decente, los sindicatos así como Salamanca Acoge, incluida en la Red Acoge, han pedido una equiparación de los derechos laborales de estas trabajadoras

Con motivo del Día Mundial por el Trabajo Decente, que se celebra este 7 de octubre, Salamanca Acoge, incluida dentro de la Red Acoge, ha exigido al Gobierno que “ponga fin a la desprotección laboral en el ámbito del empleo doméstico”, una situación que afecta “principalmente a mujeres migrantes”, según reza un comunicado.

La organización recuerda que un trabajo digno es un derecho que tienen todas las personas y que permite disfrutar de unas condiciones de trabajo “equitativas, satisfactorias, justas y respetuosas con la integridad física y mental”, algo que en la mayoría de trabajadoras de este colectivo no se da, aseguran.

Además, desde el colectivo también hacen hincapié en que “el derecho a trabajar constituye un derecho fundamental para alcanzar una vida digna” puesto que “garantiza la supervivencia del individuo y su familia, además de contribuir, siempre que el trabajo sea libremente escogido y aceptado, al desarrollo integral de la persona y a su reconocimiento en el seno de la comunidad”.

En el Día Mundial por el Trabajo Decente, promovido por la Organización Internacional del Trabajo (OIT), Salamanca Acoge ha querido hacer especial énfasis en “la falta de regulación y protección legislativa que sigue presentando el sector del trabajo doméstico”, algo en lo que también coinciden los sindicatos mayoritarios, UGT y CCOO.

En el caso de España, dicho sector está compuesto, en su mayoría por mujeres, muchas de ellas migrantes, que sufren a menudo condiciones laborales “penosas e invisibles para el resto de la sociedad, especialmente aquellas que trabajan como empleadas internas del hogar”, aseguran desde la Red Acoge, puesto que, además, no se pueden realizar inspecciones de trabajo en hogares privados.

Alta irregularidad en la contratación y exclusión del derecho a la prestación por desempleo

La precariedad sigue caracterizando este ámbito laboral, puesto que se da alta irregularidad en la contratación así salarios bajos y horas extra sin remunerar, llegándose a trabajar jornadas de más 40 horas. A ello se le ha de sumar la falta de vacaciones y la exclusión del derecho a la prestación por desempleo al cotizar de manera diferente en la Seguridad Social.

Igualmente, se da una verdadera falta de protección y de equiparación en la regulación de la indemnización por despido, a lo que se une que muchas de las empleadas llegan a ser, en algún momento de su vida, víctimas de situaciones de acoso y violencia sexual por parte de sus empleadores, lo cual aumenta aún más la vulnerabilidad a la que están expuestas, lamentan desde Salamanca Acoge.

Por ello, Red Acoge exige al Gobierno español que:

- Ratifique el Convenio núm 189 de la OIT sobre las trabajadoras y los trabajadores domésticos con el fin de respetar, proteger y cumplir con los derechos de las trabajadoras domésticas, así como la Convención internacional sobre la protección de los derechos de todos los trabajadores migratorios y de sus familias.

- Anule la enmienda 6777 incorporada a los Presupuestos Generales del Estado de 2018, reconociendo la equiparación de cotizaciones en base a los salarios reales y la cobertura de vacíos para el cálculo de pensiones.

- Incorpore plenamente los derechos de las trabajadoras y trabajadores domésticos en el Régimen General, eliminando el sistema especial y el reconocimiento en el marco del Estatuto de los Trabajadores.

- Reconozca jurídicamente el trabajo de los cuidados actualmente bajo el Sistema especial de Empleo de Hogar, reconociéndolo como categoría profesional diferenciada y valorando su enorme aportación para sostener el bienestar de las personas y de la sociedad en su conjunto. 

Comentarios
Lo más