Condenados los dos jóvenes que se acusaron mutuamente de agredirse con un estilete y unas tijeras en el Zurguén

Condenados los dos jóvenes que se acusaron mutuamente de agredirse con un estilete y unas tijeras en el Zurguén

El magistrado ha condenado a D.R.H. a seis meses de prisión y a D.R.H. a una multa de 300 euros

El juez de refuerzo del Juzgado de lo Penal número 2 de Salamanca ha condenado a los dos jóvenes (D.RH. y A.G.M.T.) que, en junio de 2016, comenzaron una refriega en un inmueble de la calle Pierre Werner del barrio del Zurguén, en la que uno de ellos sufrió heridas con un objeto punzante que a lo largo del juicio no quedó acreditado si se trataba de un estilete, unas tijeras de electricista o un destornillador.

El magistrado ha condenado a D.R.H., como autor de un delito de lesiones, a la pena de seis meses de prisión, debiendo indemnizar a A.G.M.T. con 245 euros por las lesiones sufridas y 800 euros por las secuelas. En el caso de A.G.M.T., le condena, como autor de un delito leve de lesiones, a la pena de dos meses de multa con cuota diaria de 5 euros, teniendo que indemnizar a D.R.H. en la cantidad de 175 euros por las lesiones sufridas.

En su sentencia, el juez considera acreditado que existió una discusión entre los dos acusados que derivó en una agresión mutua, sin que se tenga constancia de quien comenzó primero, puesto que tan sólo se contó en la vista oral la versión contradictoria de los acusados, al no haber testigos directos de los hechos. El magistrado también confirma que, pese a que D.R.H. manifestó no portar ninguna tijera en el momento de la agresión, las lesiones de A.G.M.T. son perfectamente compatibles con la utilización de un instrumento punzante; y que en la discusion también A.G.M.T. golpeó mediante puñetazos a D.R.H..

Los hechos tuvieron lugar el 3 de junio de 2016, cuando los dos jóvenes comenzaron la pelea sobre las 14:15 horas en la puerta del edificio de la citada calle., A.G.M.T. se encontró con D.R.H. y, fruto de la mala relación que vienen manteniendo desde hace al menos seis años sus familias, se pegaron.

El juicio

"Yo me disponía a salir a la calle y a marcharme con la moto, pero me encontré con él y me sacó un estilete con el que me amenazó, diciéndome que me iba a "hacer sangrar", por lo que intercepté su ataque y forcejeamos, luego me fui", contó al juez D.R.H.. El joven indicó que posteriormente se fue a casa de un amigo a Mozárbez y allí supo que la Policía había establecido un dispositivo de búsqueda para encontrarle, por lo que "mi amigo me dijo que me entregara en Comisaría y además me dio un destornillador por si me encontraba de nuevo con mi agresor o con su hermano", indicó.

Por su parte, el otro acusado, A.G.M.T., explicó una versión diferente de la pelea, señalando que fue D.R.H. el que generó el encontronazo y le atacó "con unas tijeras de electricista de mango negro", hiriéndole en la cabeza y en la nuca. En su caso, el joven requirió traslado al Hospital para ser atendido por las heridas, que precisaron puntos de sutura. A la pregunta de si él llevaba un estilete, el joven señaló que "no llevaba nada porque venía de clase, sólo las llaves de casa".

Comentarios
Lo más