La Coordinadora de Transporte Sanitario de CGT en Castilla y León ha emitido un escrito a la Consejería de Sanidad exigiendo una postura respecto al caso de Ambuibérica, que centralizará sus oficinas de servicios no urgentes de Ávila, Segovia, León y Salamanca en Valladolid.

El sindicato pone en duda la legalidad de esta iniciativa en relación con los convenios firmados por el Sacyl, y remarca el impacto que supone en las relaciones contractuales con los trabajadores afectados.

En el escrito aseguran que la medida, tomada de manera “unilateral e inexplicada”, “supone un evidente y grave quebranto al personal, principalmente a los trabajadores y trabajadoras afectados”. Además, consideran que no se ajusta a los convenios suscritos por la Administración y añaden que Ambuibérica actúa contrariamente a estos convenios.

Por todo ello exigen un posicionamiento “claro y rotundo sobre esta cuestión”. Y añaden que “más que necesario resulta obligado clarificar de una vez cual es la relación real entre el Sacyl, las empresas concesionarios del Servicio y la figura de la empresa Ambuibérica, S.A. Una figura discordante, prepotente y rupturista del necesario equilibrio entre las dos figuras legales en la gestión de este Servicio Público, y que no son otras que la Junta de Castilla y León, a través del Sacyl, y de las empresas operadoras en las distintas provincias, dejando en evidencia el modelo de gestión del Transporte sanitario de Castilla y León permitido y amparado por el Sacyl.”

Comentarios