BALONCESTO

El partido que el Real Madrid de baloncesto perdió en Salamanca contra seis jugadores y descartó reclamar

El partido que el Real Madrid de baloncesto perdió en Salamanca contra seis jugadores y descartó reclamar
Imagen de los seis miembros del CBS que salieron a la pista en un momento de la prórroga
El partido que el Real Madrid de baloncesto perdió en Salamanca contra seis jugadores y descartó reclamar

La polémica conclusión de la última final de la Copa del Rey recuerda a la primera visita del conjunto blanco al pabellón de Würzburg.

El desaparecido Club Baloncesto Salamanca jugaba dos temporadas en la máxima categoría de este deporte: 1994-1995 y 1995-1996. En la primera de ellas, el domingo 18 de septiembre de 1994 recibía en el pabellón de Würzburg al Real Madrid. Era la tercera jornada de Liga y el partido, televisado por La 2, llegaba a la prórroga con empate a 65. En los instantes finales de la misma se producía un hecho llamativo.

“Quedaban 7 segundos y ganábamos por tres puntos. El Real Madrid tenía la posesión, pero Joe Arlauckas hacía una falta en ataque a Guillermo Coll. En ese momento pedí tiempo muerto y ahí arrancó el lío”, recuerda Fernando Merchante, entonces entrenador del Club Baloncesto Salamanca. En declaraciones a SALAMANCA24HORAS añade que “el pabellón estaba a rebosar y era una fiesta”. “Nos encontrábamos a pocos instantes de ganar a un Real Madrid dirigido por Zeljko Obradovic y en el que jugaba Arvydas Sabonis”, rememora Merchante antes de explicar el desenlace del encuentro.

Merchante

“Con la afición entregada y haciendo ruido, apenas se escucharon mis instrucciones en el tiempo muerto. Mi intención fue retirar a Claude Riley y dar entrada a Chema Alarcón, pero el estadounidense no se enteró y salió a jugar, por lo que tuvimos seis jugadores en la pista. Me di cuenta y le grité, pisé la cancha, intenté avisar a los árbitros… Que estuviéramos con seis en el parqué no era por mala intención, pero nadie me oyó”, detalla el extécnico del CBS. Entonces, el choque se reanudaba y Fernando Merchante se encontraba en medio de un embrollo: “Sacamos de banda y el madridista Nacho Romero desconocía qué tenía que hacer, pues veía que había un jugador libre de marca. La decisión que tomaba era cometer una falta a las pocas décimas de segundo. De repente, se me ocurría avisar al que tenía más cerca y sacarlo. Era Rafa Vecina. Los escasos segundos que quedaban concluían con los dos equipos con cinco miembros en la cancha y sin sobresaltos”.

CBS

El Club Baloncesto Salamanca se imponía 76 a 74 y Merchante se sentía aliviado hasta que varios periodistas descubrían que el equipo charro había jugado durante un tiempo con un hombre más. “Pensé que nadie se había dado cuenta de este error carente de mala intención, pero la noticia apareció en varios medios de comunicación”. El Real Madrid, que ahora se plantea abandonar la ACB tras lo acontecido el pasado domingo, obviaba reclamar porque durante el duelo ningún miembro de su expedición se percataba del suceso y entendía que se trataba de una circunstancia anómala.

Marca

“En el caso de la final de la Copa, la jugada se revisaba en ese preciso instante. En el nuestro, si los árbitros se hubieran dado cuenta en el partido, podrían haber interpretado que existía mala intención y habernos señalado una técnica. Pero entonces era imposible revisar lo acontecido en un monitor”, concluye Merchante, consciente del revuelo que podría haber generado este encuentro en la actualidad, pero con la conciencia tranquila: “No quisimos sacar provecho de aquello”.


CBS 1

Comentarios
Lo más