La Diputación de Salamanca atendió a "una cifra record" de personas a través de su área de Bienestar Social

La Diputación de Salamanca atendió a "una cifra record" de personas a través de su área de Bienestar Social
La Diputación de Salamanca atendió a "una cifra record" de personas a través de su área de Bienestar Social

Los CEAS de la institución provincial alcanzaron a 12.688 usuarios, así como también aumentó el número de atenciones a familias tanto en riesgo de vulnerabilidad como para facilitar su conciliación laboral y familiar. Igualmente, se proporcionó más y mejor ayuda a los mayores

La Diputación de Salamanca ha hecho balance este martes, 5 de marzo, de su actuación en el área de Bienestar Social durante estos cuatro años. En encargado de presentar los datos ha sido el presidente diputacional, Javier Iglesias, quien estuvo acompañado por la diputada responsable, Eva Picado, y por el diputado de Centros Asistenciales, José María Sánchez.

Así, Iglesias explicó que la Diputación tiene uno de sus grandes pilares en la atención de las personas más vulnerables, y gracias a ello han atendido a una cifra record durante este mandato en el que, además, se ha alcanzado a todos los municipios de la provincia, por pequeños que sean estos.

Y lo hacen gracias a los profesionales de la Diputación. De hecho, ha aumentado el número en estos cuatro años de 28 a 42 personas que atienden en el área de Bienestar Social, algo que han logrado por la idea de “llegar más lejos”.

Así, el número de personas atendidas en los Centros de Acción Social (CEAS) de la Diputación creció durante este mandato en un 20% hasta los 12.688 usuarios, lo que pone de manifiesto “el esfuerzo que hemos hecho y los recursos públicos que hemos destinado a tal fin”.

También ha crecido el número de personas mayores atendidas gracias al “programa estrella” de la Ayuda a Domicilio, que les ofrece asistencia en su propio hogar. Desde 2015 hasta en 2018 se ha llegado a un 14% más de usuarios (2.169 mayores) a los que se les ha atendido más horas (hasta 440.000 horas en total).

Esto se debe a que se ha aumentado la financiación propia de la Diputación para este programa (es una colaboración con la Junta de Castilla y León) de desde los 566.000 euros hasta los 1,8 millones de euros).

Respecto a la red de apoyo a las familias y a los colectivos más vulnerables, este pasado año se alcanzó a 253 familias (153 más que en 2015) que tenían a su cargo a 487 menores (casi 300 más que hace cuatro años).

Y sobre el epígrafe de la mujer y su protección integral, con el objetivo de llegar a la violencia 0, como explicó Javier Iglesias, han atendido a 141 personas gracias a los profesionales de la Diputación que están las 24 horas del día los 365 días del año. “Somos la puerta de entrada de la atención y ayudamos a las mujeres más expuestas”, insistió el presidente de la Diputación.

También se ha favorecido la conciliación de la vida laboral y familiar con el programa ‘Crecemos’ que está implantado en 39 municipios si bien alcanza a 114 localidades y en el que participan 302 niños.

En la atención a la discapacidad, Javier Iglesias citó la atención que se presta en los centros de El Cueto, Asprodes, Aspar, Acopedis y Reina Sofía gracias a un apoyo económico de 235.000 euros, con una media de usuarios de 384 personas.

Por último, el presidente de la Diputación reflejó la confianza que se tiene en el tercer sector, una “herramienta útil y cercana para llegar donde tendríamos más dificultades”, aumentándose el número de convenios hasta los 108.

En definitiva, “un balance positivo en el que hemos reasignado los recursos públicos y con cifras record de atención a las personas que más lo necesitan”.

Comentarios
Lo más