UCCL estima una reducción media de la producción de más del 60 por ciento con respecto a la campaña anterior

UCCL estima una reducción media de la producción de más del 60 por ciento con respecto a la campaña anterior
UCCL estima una reducción media de la producción de más del 60 por ciento con respecto a la campaña anterior

La falta de lluvias, las altas temperaturas y las heladas de los últimos días "han afectado y han dado al traste con casi todos los cultivos de Castilla y León", según la agrupación 

La Unión de Campesinos de Castilla y León (UCCL) pronostica que, a día de hoy, la campaña agrícola 2018-2019 será una mala cosecha a consecuencia de la falta y a la irregularidad de las ansiadas lluvias, que junto con las altas temperaturas y las heladas han conllevado a la reducción drástica de la producción de la mayoría de los cultivos de Castilla y León, según apunta la agrupación. 

UCCL destaca que las lluvias que llegaron a finales de abril "permitieron aliviar en parte la extrema sequía, pero estas fueron "escasas y desiguales" y que lo que hizo "pronosticar que podrían recuperarse los cultivos de secano y los pastos de Castilla y León". Las elevadas temperaturas, apuntan, que se registraron a posteriori han acelerado su degeneración, motivo por el cual señalan que este año la producción se va a reducir un 60 por ciento de media en Castilla y León.

En los regadíos, afirman, que el adelanto obligado de los riegos, ante la falta de precipitaciones que no llegaron hasta finales de abril, han encarecido los costes de producción y en algunas zonas podrían verse aumentados en un 20 por ciento o ser superiores si no llegan las lluvias.

En este sentido, en Zamora, Segovia y Salamanca, UCCL estima una reducción en torno al 30 o 40 por ciento de la producción con respecto al año pasado.

Ante esta situación, UCCL plantea a la administración que implante medidas que palien los daños causados por las altas temperaturas y la ausencia de precipitaciones y reclama una actualización de los rendimientos de los seguros agrarios que permita que los mismos sean más atractivos para los profesionales agrarios y un mayor apoyo de las ayudas a los seguros agrarios.

Del mismo modo, piden flexibilidad para el cumplimiento de los requisitos de las ayudas PAC que evite a los profesionales agrario penalizaciones por incumplimientos cuando los mismos se deben a las condiciones climáticas. 

Comentarios
Lo más