Emprendimiento para mujeres: un paso fundamental para la independencia económica y el empoderamiento

Emprendimiento para mujeres: un paso fundamental para la independencia económica y el empoderamiento
Emprendimiento para mujeres: un paso fundamental para la independencia económica y el empoderamiento

La jornada ‘Pasos hacia la libertad: encuentro de mujeres emprendedoras’ aborda, desde la perspectiva de las mujeres empresarias, la necesidad del emprendimiento, la única manera de que las mujeres sean independientes económicamente

Este miércoles se ha celebrado la jornada ‘Pasos hacia la libertad: encuentro de mujeres emprendedoras’, una iniciativa conjunta entre la Asociación Mujeres Empresarias (Aesal) y la Asociación Plaza Mayor. El objetivo de esta iniciativa es “empoderar a las mujeres para que tengan su propio puesto de trabajo y no tengan que estar siempre pendientes de no tener independencia económica, lo cual siempre les motiva una falta de libertad”, tal y como explicaba la presidenta de la asociación Plaza Mayor, Ascensión Iglesias.

El hecho de que tengan su propio puesto de trabajo es la única manera de alcanzar esa independencia absoluta, añadía. Por eso, participarán en las jornadas una profesora de la Universidad y un grupo de emprendedoras urbanas y rurales, que harán ver que las mujeres son capaces de generar su propio puesto de trabajo, a pesar de los retos que se encuentran por el camino.

Ascensión Iglesias detallaba que “normalmente las mujeres tienen más dificultades porque en la sociedad se considera que están supeditadas a los varones, tienen que demostrar permanentemente su valía y que pueden alcanzar los objetivos”. En cuanto a las diferencias entre las mujeres rurales y urbanas, apuntaba que “no hay una gran diferencia, las mujeres rurales son unas grandes emprendedoras. Hablamos siempre de la España vaciada, pero mucho de ello está en manos de las mujeres, son muy capaces de emprender con empresas que les permiten liberarse y ser dueñas de su propia vida”.

Por su parte, la presidenta de AESAL, Elena Borrego, apuntaba que “la mujer empresaria se encuentra con las mismas dificultades que pueda tener cualquier mujer trabajadora: conciliaciones y acceso al trabajo”. El mayor emprendimiento entre mujeres se da en aquellas entre 55 y 65 años, dado que es una franja de edad con mucho paro en ambos sexos: “La mujer emprende para darse esa oportunidad y romper el techo de cristal”.

La diputada Eva Picado hablaba de que el gran reto es promover el empleo entre las mujeres: “Estamos en una provincia con oportunidades son múltiples, las mujeres tienen una gran iniciativa y la institución tiene que poner las herramientas necesarias para que se pueda satisfacer esos deseos que tienen las mujeres de emprender en la provincia”.

La concejala Ana Suárez transmitía que “queda mucho trabajo hasta llegar a esa igualdad real, pero tenemos que seguir trabajando y que no sea una excepción y que llegue el día que no tengamos que celebrar el día internacional de la mujer porque hayamos logrado la igualdad real y plena entre mujeres y hombres”.

Nueva ley de libertad sexual

Sobre el anteproyecto de ley orgánica presentado por el Gobierno este martes, la presidenta de la asociación Plaza Mayor valoraba que “tiene sus luces y sus sombras. Hay cosas que se pueden decir pero que no pueden ser llevadas a término”.

Según su opinión, además de cambiar el Código Penal, es importante educar a las personas que tienen que trabajar con las mujeres que sufren violencia sexual, como jueces y policías para que no se les victimice doblemente: “No creo tanto en las penas como en la realidad del trato que tienen las víctimas a lo largo del proceso”.

Comentarios
Lo más