Ciudadanos del Patrimonio insta a las administraciones a ejecutar las medidas de seguridad y de conservación para El Botánico de forma subsidiaria

Ciudadanos del Patrimonio insta a las administraciones a ejecutar las medidas de seguridad y de conservación para El Botánico de forma subsidiaria
Tras constatar la situación denunciada y toda vez que la Universidad de Salamanca no hace caso de los requerimientos, la Asociación insta a que sean las Administraciones Públicas las que inicien el proceso para, de forma subsidiaria, cerrar correctamente la parcela y cubrir los restos arqueológicos, hoy convertidos en un vergel

Ciudadanos por la Defensa del Patrimonio se ha dirigido a las Administraciones Públicas competentes para instarlas a que velen por el cumplimiento de la legislación y de las funciones que le son atribuidas ante la situación de desatención que padece El Botánico toda vez que éstas han comprobado la veracidad de los hechos denunciados por la Asociación y la Universidad de Salamanca sigue obviando los requerimientos de las Administraciones. 

Al Ayuntamiento de Salamanca, y de acuerdo con la legislación vigente en materia de urbanismo, se le ha solicitado que inicie el proceso para acometer las obras que permitan un correcto cerramiento de la parcela, lo cual garantizaría la protección de los restos arqueológicos frente al vandalismo, dado que ésta carece de cerradura y de un completo vallado. 

"Esta situación de desprotección física del enclave es muy grave, más cuando la solución es sencilla y más cuando se trata de Salamanca, una ciudad que debería ser conocida por su patrimonio y por ser ejemplar en la protección y conservación del mismo. De igual forma la situación es bochornosa cuando tras ella está el nombre de la Universidad de Salamanca, una institución conocida en todo el mundo y que si algo tiene es historia", explica la asociación.  

Añade que a la Junta de Castilla y León, y de acuerdo con el artículo 24 de la Ley de Patrimonio Cultural, se le ha solicitado que inicie el proceso administrativo correspondiente para limpiar el área excavada y cubrir los restos arqueológicos de forma adecuada asegurando su conservación. Tras su hallazgo, hace más de quince años, éstos fueron cubiertos de forma provisional. 

"La actual situación, que lo es desde hace bastantes años, expone los restos arqueológicos a las inclemencias meteorológicas (sol, lluvia, nieve, etc.), la erosión, de hecho, está destruyendo el empedrado de la Calle Mayor de la Judería o de San Pedro; a la proliferación de la vegetación, cuyas raíces están dañando gravemente los restos y dificultando su conservación futura; y al vandalismo, con pintadas, alteración y destrucción de las piedras", continúa Ciudadanos por la Defensa del Patrimonio.

Y concluye: "Esta desatención ha convertido a la parcela en un vergel de plantas silvestres, algunas de gran tamaño, y además está propiciando la destrucción de la integridad de los restos que se hallaron en un estado de conservación magnífico y hoy padecen la acción de todo tipo de agentes dada la manifiesta pretensión porque sean olvidados y desaparezcan".

Comentarios
Lo más