Puerta grande para Alejandro Marcos en su alternativa en Santander

Puerta grande para Alejandro Marcos en su alternativa en Santander
Protagonista en el día principal de la Feria de Santiago con la plaza llena. José María Manzanares, dos orejas, apadrinó al novillero salmantino y Alejandro Talavante, una oreja, fue el testigo con toros de la ganadería salmantina de García Jiménez

El día grande de la Feria de Santiago en Santander, este martes 25 de julio, ha sido la fecha elegida para que Alejandro Marcos se convierta en matador de toros, acompañado por las figuras José María Manzanares, que fue el padrino, y Alejandro Talavante como testigo. Y no lo ha podido hacer de mejor manera, abriendo la puerta grande.

El de La Fuente de San Esteban se ha doctorado en una feria que ya conoce, ya que ha actuado en dos ocasiones como novillero, la última en julio del año pasado, cuando cortó una oreja. No era el único salmantino de la tarde, ya que la ganadería anunciada era la de Hermanos García Jiménez, de la que Alejandro comenta que siempre la ha seguido.

El salmantino recibió al primer toro con el capote cuando pudo sujetarlo. Emocionante quite por tafalleras y remata a una sola mano. En un inicio vibrante de faena, suena la música con un novillo con muchas teclas, por lo que templa mucho Alejandro Marcos. Dos tandas buenas con la diestra. Faena complicada de mucha labor, con el momento álgido al natural. Final con ayudados por alto con gusto y remates con la izquierda.

Estocada entera al segundo intento y ovación para Alejandro Marcos en su primer toro como premio a la disposición, entrega y actitud en la faena al toro de su alternativa y que la espada le impidió casi con seguridad un trofeo.

En su segundo toro, Boticario, el de más peso de la corrida con 649 kilos, brilló a la verónica en el recibo. Ajustado quite por chicuelinas al paso para dejarlo en el caballo con mucha despaciosidad. Extraordinario manejo del capote, brindando el toro al público.

Inició la faena de rodillas, con intensidad en los primeros pases con la muleta. Continuidad con clase y final de torería, con muletazos por bajo y desmayo. Mató de estocada a la segunda y cortó las dos orejas para abrir la puerta grande.

Una alternativa rematada

Alejandro Marcos reconoce que siempre había soñado con una alternativa rematada. Así, ha sido durante los últimos años uno de los novilleros destacados en el escalafón, con grandes actuaciones en plazas importantes y en Madrid, donde volvió este año en la Feria de San Isidro. Otra cita importante será la Feria de Salamanca en el desafío charro salmantino-mexicano junto a Javier Castaño y los hermanos Adame.

Salamanca tiene otro torero desde este martes, sumándose a la nueva generación con toreros consagrados ya como Juan del Álamo o promesas como Manuel Diosleguarde.

Comentarios
Lo más