Interior mantiene el nivel cuatro de alerta antiterrorista aunque reforzado con medidas excepcionales

Interior mantiene el nivel cuatro de alerta antiterrorista aunque reforzado con medidas excepcionales
La Mesa de Valoración se ha reunido en la mañana del sábado para valorar un posible aumento del nivel ante los atentados de Cataluña pero finalmente han decidido mantenerlo en un riesgo alto. Sí se reforzarán medidas en lugares con aglomeraciones, según ha adelantado el ministro de Interior

Los últimos atentados en Cataluña que han acabado con la vida de 14 personas civiles y han dejado cientos de heridos tras los atropellos en La Rambla de Barcelona y el paseo marítimo de Cambrils ha obligado a la Mesa de Valoración de la Alerta Antiterrorista a valorar la posibilidad de subir el nivel hasta el punto máximo, el cinco de peligro inminente.

En una reunión celebrada en la mañana de este sábado se ha tratado este tema aunque finalmente se ha decidido mantenerlo en el nivel cuatro, el de riesgo alto, que supone el máximo reforzamiento en los dispositivos de seguridad. Este nivel se adoptó en junio de 2015 después de los atentados sufridos en Francia, Túnez, Kuwait y Somalia.

En cambio, sí se reforzarán las medidas de seguridad en lugares donde se produzcan aglomeraciones, según ha avanzado el ministro de Interior, Juan Ignacio Zoido, en una rueda de prensa posterior a la reunión. "Los expertos, de manera unánime, nos han propuesto mantener la activación de riesgo alto reforzando el nivel actual con una serie de medidas adicionales", ha comentado.

Estas medidas se dan, según ha continuado, en cuatro ámbitos concretos como el refuerzo de los dispositivos de seguridad en lugares o eventos de afluencia masiva, la intensificación de la prevención en potenciales objetivos de ataques terroristas según la información disponible, el refuerzo de los dispositivos de reacción frente a un hipotético atentado e instar a estrechar la colaboración con las policías locales para incorporar las capacidades de estos cuerpos al desarrollo de las medidas recogidas en el Plan. 

Se trata del nivel más alto alcanzado desde la creación del Plan de Prevención y Protección Antiterrorista de 2005, después de la cual la mayor parte del tiempo se ha encontrado en nivel uno o dos salvo en situaciones extraordinarias como las elecciones o la proclamación de Felipe VI como rey, cuando ascendieron a nivel tres, así como tras el atentado de Londres en julio de 2005.

El nivel cinco, riesgo muy alto o inminente, supondría tomar medidas excepcionales, incluida la posibilidad de que el Ejército saliera a la calle para realizar labores de vigilancia y protección de infraestructuras críticas, hecho más palpable que notaría la sociedad. Además, también se podría restringir y controlar el espacio aéreo.

Comentarios
Lo más