Los procuradores sin sueldo perciben una media de 1.800 euros al mes

Los procuradores sin sueldo perciben una media de 1.800 euros al mes
Los procuradores de las Cortes de Castilla y León sin dedicación exclusiva perciben una media de 1.800 euros mensuales por su asistencia a las sesiones de plenos y comisiones, más el kilometraje. Son 66 los que cobran dietas de un hemiciclo de 84 parlamentarios. Los que se conocen como liberados, es decir con nómina del Parlamento, forman un grupo de 18 en esta legislatura, uno de cinco. En el caso de los socialistas no llega integra la cantidad, pues su grupo les retiene sobre un 15 por ciento para funcionamiento interno. Los que perciben retribución fija son dos menos que en la anterior legislatura, al optar el PP por no cubrir las dos plazas a las que tiene derecho. 
 
El Parlamento de Castilla y León es, junto con el de La Rioja, el único que no tiene extendida la dedicación exclusiva y funciona con dietas y un grupo de liberados, que se encargan del día a día de la institución, desde su constitución en 1983. Los procuradores con sueldo son los cinco miembros de la Mesa de la Cámara (tres PP y dos PSOE), los portavoces y viceportavoces de los grupos (tres PP, tres PSOE y dos Mixto) y cinco procuradores rasos (dos PP y tres PSOE). Entre 2006 y 2012, la retribución de la Presidencia se ha reducido casi un 25 por ciento, mientras que el salario de los miembros de la Mesa y portavoces ha descendido un 12, 35 por ciento. 
 
Las Cortes destinan este año 1.528.708 euros en concepto de 'indemnización por razón del servicio' de los que 1.344.580 euros van a dietas y 184.128 euros a locomoción, lo que representa un descenso del 20,6 por ciento respecto al anterior año, y para el año 2013 la cuantía bajará otro 3 por ciento. La partida de sueldos de altos cargos se eleva a 1.464.000 euros, que se mantiene invariable en las cuentas que se han presentado para 2013, en las que el capítulo de dietas se rebaja en 44.580 hasta 1.300.000 euros.
 
La indemnización que percibe un parlamentario por su asistencia a las sesiones depende del número de convocatorias. Con carácter general, las Cortes celebran dos plenos al mes, que se desarrollan en dos jornadas cada uno. En total 18 plenarios al año, en nueve meses. Además de dos comisiones permanentes al mes de cada materia, que se corresponden con las nueve consejerías de la Junta. Sin embargo, esta actividad decae en los meses de enero, julio y agosto, que son los de vacaciones parlamentarias y sólo se convocan sesiones extraordinarias por motivos de actualidad, como la Diputación Permanente, o urgencia, la agilización de alguna ley.
 
La dieta por asistencia es de 180 euros y 0,20 céntimos por kilómetro, cantidades congeladas desde hace años, según fuentes parlamentarias. De esta manera, la media tipo al mes de un procurador no liberado suma los dos plenos mensuales, en dos jornadas cada uno, 720 euros, y las tres comisiones que se reúnen dos veces, 1.080 euros, según los datos consultados por Ical. La mayoría de los parlamentarios pertenece a tres comisiones, que en esta legislatura se han reducido, igual que las consejerías, si bien luego están las de Estatuto, Procuradores, Procurador del Común y Reglamento, cuyas sesiones son menores. También su coste porque tienen en su composición más miembros liberados, como es el caso de las de Estatuto y Reglamento.
Comentarios