El plan para renovar vehículos comerciales se amplía a turismos hasta 30.000 euros

El plan para renovar vehículos comerciales se amplía a turismos hasta 30.000 euros
El Consejo de Ministros ha aprobado una modificación de la norma que regula las ayudas del Plan de Impulso al Medio Ambiente (PIMA Aire) para ampliar los beneficiarios y las categorías de vehículos incluidos en esta iniciativa. A partir de ahora, a este plan que está dotado con 38 millones de euros, se incluyen los vehículos comerciales, los turismos con una novedad en el límite de precio máximo, que se sitúa en 30.000 euros antes de impuestos.
 
Este requisito no es de aplicación a las ayudas destinadas a la adquisición de vehículos eléctricos puros, híbridos enchufables y de autonomía extendida. Asimismo, se prevé que sean beneficiarios de las ayudas las comunidades de bienes. El objetivo del PIMA Aire, según el Ejecutivo, es la mejora de la calidad del aire y la lucha contra el cambio climático mediante la renovación de vehículos comerciales y turismos para empresas y su sustitución por otros modelos más eficientes y de menor impacto medioambiental.
 
Los principales beneficiarios de esta iniciativa, que estará vigente hasta el 31 de diciembre de 2013 o hasta que se agoten los fondos, serán profesionales autónomos y las empresas, a quienes se incentivará para que sustituyan sus vehículos por otros más eficientes. Para ser beneficiario de estas ayudas se deberán achatarrar cualquier vehículo turismo o comercial con una antigüedad de más de siete años. La cuantía de las ayudas ascenderá a 1.000 euros por vehículo, en el caso de los menores de 2.500 kilos, y de 2.000 euros, para los de más de 2.500 kilos.
Comentarios