Manos Unidas pone en marcha una campaña para recabar fondos contra el hambre en Uganda

Manos Unidas pone en marcha una campaña para recabar fondos contra el hambre en Uganda

Manos Unidas vuelve a ‘plantar cara al hambre’ con una nueva campaña destinada a acabar con el hambre en los países menos desarrollados. “Sabemos que es una cuestión urgente y clave para avanzar en la construcción de un modo más digno y justo. Por eso en nuestra misión es fundamental informar y sensibilizar sobre los problemas y las soluciones a la falta de alimentos para todos”, subraya la presidenta delegada de Manos Unidas en Salamanca, Loli Hontiveros.

La campaña comenzó en Salamanca el viernes, cuando las Jesuitinas de la calle Zamora (Montellano) acogieron la celebración de una oración solidaria. Este domingo 14 de febrero se lleva a cabo una reflexión y una colecta y ya el 25 de febrero tendrá lugar la tradicional operación bocata. Se trata de uno de los actos centrales y más conocido por todos los salmantinos.

El 9 de abril se celebrará el ‘Abrazo a la Plaza Mayor’ y han anunciado que en mayo se llevará a cabo la exposición de artistas salmantinos ‘Dar arte’, aunque todavía no hay fecha concreta. Loli Hontiveros ha querido hacer un llamamiento a los ciudadanos que continúen colaborando con la causa del hambre. “Valoramos muchísimo todas las aportaciones, incluidas aquella puntuales, pero los ayuda aún más la aportación asidua de los socios”.

Kerabole, destino de las donaciones

Manos Unidas recauda fondos este año para la construcción de servicios sanitarios para un centro de salud de Uganda. En Kerabole, a 300 kilómetros de la capital y en plena zona rural, vive una comunidad de campesinos dedicada a la agricultura. Allí, en 1974, se fundó un centro de salud rudimentario que con los años se ha deteriorado. En un edificio pobre y mal dotado se atiende, en una misma estancias, a hombres, mujeres y niños que padecen diversas enfermedades e incluso muchas de ellas infecciosas. Esta mezcla de pacientes que están en el centro lleva consigo el peligro de contagio.

Las malas condiciones del centro, recuerdan desde Manos Unidas, hacen que muchos de los enfermos no acudan a sus citas médicas y no sigan los tratamientos prescritos. Lo más grave es la inexistencia de una maternidad, porque pone en peligro de muerte la vida de las mujeres embarazadas y de los recién nacidos. 

La Congregación de Hermanas Banyateresa ha pedido a Manos Unidas ayuda para reconstruir y ampliar este centro sanitario con el que contribuir a mejorar la salud de la población de la provincia de Kerabole. En el proyecto se incluye la construcción de una unidad de maternidad, bañois, aseos, letrinas, un bloque de consultas externas, etcétera. El importe total del proyecto alcanza un coste de 67.463 euros.

Medio millón de euros en donaciones el año pasado

Unidas se empeña en su lucha contra el hambre en el hemisferio sur, pero no sólo se centra en sembrar las tierras más desfavorecidas sino que busca también sembrar en las conciencias de los ciudadanos de le hemisferio norte. Según Loli Hontiveros, de Manos Unidas, “queremos sembrar valores y sensibilidad, es fundamental que la gente colabore y se comprometa, que el hambre en el mundo llegue de verdad, que lo sientan, es la única manera de erradicarlo de manera efectiva”.

“Continuamos con nuestra labor por el hambre, buscando la concienciación, con austeridad en el gasto y el compromiso de nuestro voluntariado, además de aplicar una transparencia absoluta mediante auditorías interna y externa”, ha explicado Hontiveros. También ha informado de que se ha producido un descenso en las muertes por hambre en el mundo pero advierte que la cifra aún es de 800 millones. “No puede permanecer indiferente a nadie”. 

 

Comentarios