Guillermo Barbero: “Es un cambio muy brusco y estoy intentando adaptarme a mi nueva vida”

El banderillero, que la semana pasada anunció su retirada por culpa de la enfermedad de Ménière, relata cómo están siendo sus primeros días alejado de los ruedos.

 Entrevista a Guillermo Barbero, retirada de los ruedos
Entrevista a Guillermo Barbero, retirada de los ruedos

Un trastorno del oído interno que ocasiona sensación de presión y vértigo, conocido como enfermedad de Ménière, ha obligado al banderillero salmantino Guillermo Barbero a retirarse. “Provoca un ruido continuo y pérdida de audición que afecta al equilibrio. Tengo que tomar medicación para ello. Es un adiós obligado. Estoy intentando asumirlo y adaptarme a mi nueva vida. Es un cambio muy brusco”, señala el hombre de plata.

Tras 14 años al lado del torero Míguel Ángel Perera, la ayuda del diestro extremeño está siendo fundamental para él esta semana: “Me está apoyando en todo. Ha sido un palo para los dos. Para él, porque llevábamos mucho tiempo juntos; para mí, porque mi profesión se esfuma”.

Barbero dejará de pisar el albero, pero se marcha satisfecho: “Yo quería ser un buen banderillero. Lo he intentado con todas mis ganas y con Perera he pisado casi todas las plazas de España y he viajado a América, Francia, Portugal… Desde mi puesto de banderillero he compartido cartel con las figuras del toreo de estos últimos años. El toro me ha dado todo: amigos, diversión…”.

Entre sus recuerdos, la plaza de toros de La Glorieta ocupa un amplio espacio. Quizás acuda a ella en numerosas ocasiones porque desea continuar ligado a la tauromaquia.




Archivado en:

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído