​Estos son los cinco jóvenes investigadores beneficiarios del programa ‘Salamanca Ciudad del Talento’

Ainhoa Martínez, Pablo García Jambrina, Carlos Dionisio Pérez, José Beltrán y Javier Prieto tendrán financiación municipal durante los próximos tres años para

 Salamanca Ciudad del Talento (6)
Salamanca Ciudad del Talento (6)

Cinco prometedores investigadores están desarrollando proyectos innovadores en Salamanca gracias a Salamanca Ciudad del Talento, un plan único y pionero en el país impulsado desde el Ayuntamiento de la ciudad en colaboración con la Universidad de Salamanca, el CSIC y la Fundación Española para la Ciencia y la Tecnología.

Científicos que, según ha explicado el alcalde de la ciudad, Carlos García Carbayo, están trabajando en líneas de investigación emergentes que beneficiarán a toda la ciudad e impulsará la industria vinculada al talento y al conocimiento en Salamanca.

El objetivo es que sean líderes para, en torno a su talento, generar sus propios grupos, puestos de trabajo y más oportunidades para que los jóvenes puedan desarrollar su proyecto de vida en Salamanca.

Estos son los jóvenes investigadores:

Ainhoa Martínez es de Murcia, su área de investigación es la ‘Agricultura y las Ciencias Biológicas’. Hasta su incorporación en este proyecto desarrollaba su labor profesional en el Centro alemán para la investigación de la Biodiversidad en Leipzig (Alemania). El proyecto que presentó al programa de atracción del talento liderado por el Ayuntamiento consiste en el estudio de redes que regulan las interacciones entre plantas, microbios e insectos para predecir el comportamiento de los agentes de control biológico en los ecosistemas agrarios.

Su objetivo radica en el estudio y conocimiento de cómo los microbios afectan el sistema defensivo de las plantas contra los insectos herbívoros. El departamento al que se ha incorporado el pasado 1 de febrero es el Instituto de Recursos Naturales y Agrobiología de Salamanca (IRNASA), un Instituto propio del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) que realiza una investigación multidisciplinar para los cultivos agrarios y sus productos, la conservación ambiental y la sanidad de la ganadería.

Pablo García Jambrina (Zamora, 1983) es doctor por la Universidad de Salamanca. Pablo ha trabajado anteriormente en la Universidad Complutense, King’s College London y en la Universidad Autónoma de Madrid.

Sus líneas de investigación son la biología molecular y la química. Gracias al programa de atracción del talento del Ayuntamiento de Salamanca, el pasado mes de julio se incorporó al departamento de Química-Física de la Universidad de Salamanca para llevar a cabo un proyecto que lleva por título ‘Cruces intersistema en sistemas que carecen de cofactores metálicos’. Este proyecto trata sobre la utilización de herramientas informáticas aplicadas al estudio de las transiciones no radiativas necesarias para la comprensión del mecanismo que regula la actividad catalítica de enzimas que reaccionan con oxígeno, y que tienen potenciales aplicaciones terapéuticas.

Carlos Dionisio Pérez es de Salamanca y su área de investigación son las Ciencias Sociales. Es Doctor en Economía por la Universidad de Alcalá (2014). Cuando se presentó al programa de atracción del talento del Ayuntamiento de Salamanca, trabajaba en el Centro Europeo para la Investigación sobre el cambio climático, ubicado en Venecia.

En los 5 años desde la consecución de su doctorado, Carlos Dionisio ha obtenido la Marie Curie Fellowship, la AXA Research Fund Fellowship y la Ikerbasque Fellowship, y ha coordinado el proyecto europeo AGRO ADAPT. Su proyecto de investigación, SWAN (Sustainable Watersheds - Emerging Economic Instruments for Water and Food Security) explora el diseño e implementación de instrumentos económicos y financieros para la gestión sostenible del agua en un contexto de cambio climático. Desarrolla su actividad en el Departamento de Economía e Historia Económica de la Universidad de Salamanca, donde coordina el proyecto del Programa de Atracción al Talento y supervisa un equipo de cuatro investigadores.

José Beltrán es de Madrid y su área de investigación es Física y Astronomía. Se doctoró en Física por la Universidad Complutense de Madrid en 2009 con una tesis titulada ‘Cosmología con energía oscura vectorial’. Desde entonces ha trabajado como investigador postdoctoral en las universidades de Ginebra, Université Catholique de Louvain, Université de Marseille y el Instituto de Física Teórica de Madrid.

Su carrera investigadora se ha centrado principalmente en el estudio, tanto teórico como fenomenológico, de diversos aspectos de física gravitacional con aplicaciones en cosmología. En Junio de 2018 se incorporó al Departamento de Física Fundamental de la Universidad de Salamanca gracias al programa de atracción de talento del Ayuntamiento de Salamanca, donde desarrollará un proyecto enfocado a utilizar observaciones de la distribución de materia en el universo y de ondas gravitacionales para estudiar las propiedades de la materia y la energía oscuras.

Javier Prieto (Zamora) es Doctor en Tecnología de la Información y las Telecomunicaciones por la Universidad de Valladolid desde 2012 y Premio Extraordinario de Doctorado. Desde 2007, Javier ha estado ligado a distintos organismos públicos y privados de investigación como el Centro para el Desarrollo de las Telecomunicaciones de Castilla y León, la Universidad de Valladolid o el Massachussets Institute of Technology.

Antes de incorporarse al Programa de Atracción del Talento, disfrutaba de un Contrato Postdoctoral Torres Quevedo concedido por el Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades. Su proyecto CHROMOSOME se desarrolla en el Departamento de Informática y Automática de la Universidad de Salamanca y su objetivo es investigar en técnicas de inteligencia artificial, blockchain y computación social que consigan hábitos de vida más eficientes energéticamente.

“Es un privilegio estar aquí. Si todas las corporaciones municipales aumentaran su inversión, alcanzaríamos niveles antes de la crisis”

El encargado de poner voz a todos los investigadores fue el primero en incorporarse al proyecto, Carlos Dionisio Pérez. Este aseguró que “es un privilegio estar aquí” y quiso agradecer al Ayuntamiento el compromiso mostrado con la ciencia para impulsar la labor investigadora en la ciudad.

Además, también explicó que si todas las corporaciones municipales realizar una inversión similar en I+D, esta aumentaría a niveles previos a la crisis. Y, en este caso, no sólo se impulsa la cantidad, sino también “la calidad” de la ciencia.

Carlos Dionisio también recordó que Europa y sus estados miembros tienen ayudas muy competitivas en atracción y retención del talento, por lo que “España no puede ni debe quedarse atrás”, y de momento “Salamanca ha sabido estar a la altura”, puesto que Ciudad del Talento es un programa homologable a los europeos de gran prestigio. Así, Salamanca es un ejemplo para que España compita en igualdad.

De momento, el balance es positivo. Él, personalmente, ya tiene al equipo desarrollado, con dos investigadores contratados y cerca de incorporar a un tercero ‘predoc’. Ha logrado cuatro publicaciones en revistas de gran nivel científico, por lo que el balance “en términos científicos y personales es positivo”.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído